El Astillero renueva un tramo de la red para evitar cortes de agua

El alcalde, Francisco Ortiz, y la concejala de Obras, Maica Melgar, visitaron los trabajos de la zona./DM
El alcalde, Francisco Ortiz, y la concejala de Obras, Maica Melgar, visitaron los trabajos de la zona. / DM

La actuación, «prioritaria» para el Ayuntamiento, la está ejecutando Aquarbe en las calles Fernández Escárzaga y Convento

Sheila Izquierdo
SHEILA IZQUIERDOEl Astillero

El Ayuntamiento de El Astillero, a través de la empresa Aquarbe -adjudicataria del servicio- ha comenzado a renovar la red de abastecimiento de agua en las calles Fernández Escárzaga y Convento para evitar los cortes producidos en el suministro, a consecuencia de las roturas que se habían detectado en la tubería. Así lo indicó ayer, durante la visita que realizó al lugar, la concejala de Obras y Medio Ambiente, Maica Melgar, que además explicó que con esta actuación se mejorará la calidad del servicio.

Melgar, junto al alcalde de El Astillero, Francisco Ortiz, visitó los trabajos, que se financiarán con cargo al Plan de Inversiones de Aquarbe, con un presupuesto de 67.000 euros y un plazo de ejecución de dos meses.

Según Melgar, la obra «supondrá una notable mejora para los vecinos», que hasta ahora venían sufriendo «averías y cortes de agua, a veces prolongados». El último de esos cortes en el suministro -recalcó- se produjo el pasado mes de septiembre «y no queremos que se repita».

Los trabajos que ya ha comenzado a ejecutar Aquarbe consisten en la renovación de 215 metros de tubería de fibrocemento, un elemento que presentaba un importante deterioro y será sustituido por una conducción de poliestireno. Además, se realizarán tres conexiones a las redes existentes y en la zona de la iglesia de Muslera se colocará un hidrante enterrado. La actuación se completará con la renovación de ocho acometidas domiciliarias.

En este sentido, la concejala de Obras destacó que a lo largo de esta legislatura se ha realizado -y se sigue haciendo- un importante esfuerzo para la progresiva renovación de la red de abastecimiento, cuya antigüedad provoca roturas, fugas y averías. Así, solo en los últimos meses se han renovado tuberías en la calle Bernardo Lavín y en la Avenida de España, donde las conducciones superaban los treinta años de antigüedad y, como en las calles Fernández Escárzaga y Convento, la intervención se había convertido ya en «prioritaria».

 

Fotos

Vídeos