El derribo del Edificio Tenis provoca una crisis en el equipo de gobierno del PSOE de Laredo

El alcalde de Laredo, López Visitación, y la concejala y líder del PSOE pejino, Charo Losa /Alberto Aja
El alcalde de Laredo, López Visitación, y la concejala y líder del PSOE pejino, Charo Losa / Alberto Aja

La concejala y secretaria general de los socialistas pejinos, Charo Losa, asegura que no tiene información sobre el caso y teme que el juez les imponga otra multa

Abel Verano
ABEL VERANOCastro Urdiales

La brecha política que existía entre el alcalde de Laredo, Juan Ramón López Visitación, y la concejala de Festejos y secretaria general del PSOE pejino, Charo Losa, se ha incrementado como consecuencia del 'caso Tenis', el del derribo parcial del edificio situado en primera linea de playa, que el Ayuntamiento de Laredo debería llevar a efecto, con carácter subsidiario, de acuerdo a la sentencia firme de 16 de noviembre de 1992 y al auto firme para su ejecución de fecha 20 de enero de 1999, que ordenaba al promotor y a los propietarios del inmueble la demolición de los vuelos o terrazas de la edificación, así como de todo lo construido bajo cubierta por encima de la línea teórica de 45º.

El pasado sábado, Losa, en su condición de vocal de la Junta de Gobierno del Ayuntamiento pejino, solicitó al alcalde la «aprobación inmediata y urgente» de cuantas medidas y disposiciones sean necesarias para dar cumplimiento a la orden de ejecución de derribo parcial del Edificio Tenis, dejando claro que se desmarca de la línea marcada hasta el momento por regidor pejino en este asunto. «Si he dado este paso es porque no tengo información de nada», aseguró ayer la concejala de Festejos a este periódico, «preocupada» por la posibilidad de que el juez vuelva multar a los cinco ediles del equipo de gobierno pejino.

La solicitud de Losa para que se proceda de forma inminente el derribo parcial del Edificio Tenis, «registrada en las dependencias municipales en fechas recientes», se produce dos días después de que este periódico anunciara que la Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Cantabria (TSJC) ha concedido un plazo de dos meses al equipo de gobierno socialista para que inicie el derribo parcial del edificio, con la advertencia de que si no lo hace cada uno de los cinco ediles será multado con otros 150 euros (ya han tenido que pagar un primera multa por retrasar el derribo), y «librará testimonio a los efectos de que el juez de guardia instruya las diligencias oportunas».

«Me estoy enterando de todo lo que pasa a través de los medios de comunicación», reconoce Losa

«Me estoy enterando de todo lo que pasa sobre este asunto a través de los medios de comunicación, a través de vosotros», reconoció Losa, al tiempo que dijo que no ha hablado con los técnicos sobre el procedimiento a seguir para que comience la demolición del inmueble en cuestión. «No voy a decir nada más de momento», apuntó la edil a la espera de que se pronuncie López Visitación.

Este periódico se puso en contacto ayer con la portavoz del PSOE pejino, Rosalina López, quien avanzó que el alcalde se pronunciará sobre este asunto en los próximos días y darán información detallada «sobre los próximos trámites que se van a llevar a cabo respecto a este caso».

Los que tampoco quisieron hacer valoraciones sobre la crisis abierta en el seno del equipo de gobierno laredano fueron los integrantes de la Ejecutiva regional del PSOE, que se remitieron al comunicado emitido el pasado sábado por Losa.

Documentación

Un comunicado en el que la secretaria general del PSOE pejino señalaba que la petición realizada al alcalde «no es sino la materialización de un acuerdo adoptado en diciembre pasado», apenas tomado posesión de sus cargos por el nuevo órgano de dirección de los socialistas de la villa.

La edil de Festejos aseguraba que la nueva Ejecutiva municipal del PSOE recordó e instó entonces a la portavoz del Grupo Municipal Socialista, Rosalina López, y al propio alcalde de Laredo, sobre la necesidad de disponer por parte de todos y cada uno de los miembros de la Junta de Gobierno Local y del grupo municipal socialista, con carácter previo a las reuniones orgánicas y de gestión municipal convocadas, «la totalidad de la documentación que conformara los expedientes que hubieran de ser sometidos a refrendo posterior en cada órgano de representación».

La Batalla de Flores y el expediente al arquitecto municipal

Las discrepancias políticas entre el alcalde López Visitación y la secretaria general del PSOE de Laredo, Charo Losa, se han puesto de manifiesto públicamente en dos plenos municipales. En uno de ellos, celebrado a finales del pasado mes de septiembre, el desencuentro tuvo que ver con el cambio de fecha de la Batalla de Flores de este año. El Pleno aprobó en esa sesión que la fiesta pasara del 31 al 24 de agosto de 2018, con los votos favorables de la edil de Festejos, Charo Losa (PSOE) y los concejales de IU, Sí Se Puede Laredo y PRC, mientras que los cuatro ediles del PSOE se abstuvieron, y los del PP votaron en contra. La portavoz socialista, Rosalina López, aseguró que en su grupo había libertad para que cada edil votase lo que quisiera «teniendo en cuenta la disparidad de opiniones sobre este tema tanto entre carrocistas, como vecinos y concejales».

El otro asunto en el que Losa se desmarcó del alcalde y de sus compañeros de gobierno es el del expediente incoado al arquitecto por incompatibilidad de funciones. La oposición pidió que se archivara el caso, ella se abstuvo y sus compañeros se opusieron.

Una medida «necesaria y obligada» -apuntaba Losa- «coincidente con el contenido de la normativa interna de esta formación política en materia de transparencia, conocimiento y participación por cada uno de los cargos orgánicos e institucionales, con el objetivo de posibilitar pronunciamientos y actuaciones acordes en las distintas instancias en que aquellos estuvieran presentes».

La secretaria general del PSOE pejino señaló, además, que el pronunciamiento de la Ejecutiva municipal de diciembre pasado, contemplaba, a su vez, la posibilidad de que miembros del grupo municipal socialista pudieran apartarse y emitir pronunciamientos disconformes sobre posicionamientos inicialmente comunes, en aquellos supuestos que por distintas y justificadas motivaciones mantuvieran «dudas razonables» no aclaradas, sobre los temas objeto de pronunciamiento.

Un posicionamiento, aseveró Losa, que previa y necesariamente, habría de ser conocido y planteado a los correspondientes órganos de dirección del partido quienes, en última instancia, desestimarían o autorizarían esa actuación, «como lo ha sido en el caso del requerimiento realizado por la concejala socialista Charo Losa al alcalde, solicitando la inmediata ejecución de la sentencia firme de derribo del edificio Tenis, dictada por el Tribunal Supremo». «Un posicionamiento que desde la Ejecutiva municipal socialista ha sido igualmente comunicado a la Ejecutiva regional del PSC-PSOE».

 

Fotos

Vídeos