Los Greim de Potes regresan tras trabajar en el rescate de Julen

Foto de equipo de todos los profesionales que han participado en el rescate del cuerpo de Julen. Entre ellos están los dos agentes del Greim de Potes, concretamente son el primer y tercer agente por la izquierda que, agachados sujetan la bandera de España.

Los agentes lebaniegos tuvieron que bajar hasta donde estaba el cuerpo del niño a recoger pruebas para la investigación

Leticia Mena
LETICIA MENASantander

Han pasado una noche difícil. El peor de los presagios llegó a la una y media de la madrugada. A esa hora, dos mineros y un guardia civil encontraron el cuerpo sin vida de Julen y, como marcaba el protocolo, la policía judicial tenía que bajar hasta el lugar donde el pequeño ha estado durante trece días para recoger pruebas y hacer las fotos y los vídeos necesarios para la investigación. Los dos miembros del Greim de Potes que el viernes se desplazaron a Totalán fueron los encargados de llegar hasta el cuerpo del niño para recopilar toda la información necesaria para las diligencias.

Esta mañana, Francisco y Roberto Caso han emprendido la vuelta a casa, y en conversación con este periódico han señalado que estaban «bien» después de una noche de «mucha presión». Apuntan en todo momento que el mérito es de todos los profesionales que han permanecido allí durante días porque lo que se respiraba allí era una fuerza indescriptible. Ellos fueron llamados a la fila cero del rescate por su experiencia en rescate de montaña, y subrayan que han ido ellos como podrían haber ido cualquier de los otros compañeros del Grupo de Rescate e Intervención en Montaña (Greim) como ocurre en muchos otros casos menos mediáticos. «Detrás de esto hay un trabajo diario de todo el Greim y el resto de los compañeros de la Guardia Civil para hacer cualquier tipo de rescate o ayuda. Y no es un tema personal nuestro. Cualquier compañero diría lo mismo. Somos guardias civiles». Ayer Liébana estaba muy pendiente de lo que ocurría en Totalán porque «Fran y Rober Caso son personas muy queridas en la zona, como todos los miembros del Greim», dice el alcalde de Potes.

En la Oficina Periférica de Comunicación (OPC) de Cantabria están orgullosos de ellos y reconocen que el Grupo de Rescate e Intervención en Montaña de Potes es un «equipo de grandes profesionales. Todos». En el rescate de Totalán no han tenido que hacer ninguna de las voladuras que han sido necesarias para llegar hasta Julen, pero el trabajo que han realizado recopilando toda información del lugar, es de gran importancia para dirimir las responsabilidades civiles y penales de lo sucedido.

Medalla al Mérito Civil sin respuesta

«Saber realizar este trabajo es el resultados de muchas horas de prácticas y de estudios. Trabajan por y para ayudar en la montaña». Desde el Ayuntamiento de Potes lo saben. En abril de 2017 solicitaron la Medalla al Mérito Civil al Ministerio de Asuntos Exteriores tras el trabajo y la «gran labor» que realizaron estos efectivos en el rescate de los cuerpos sin vida de tres escaladores zamoranos en Picos de Europa. El alcalde de Potes, Javier Gómez, recordaba este mismo sábado que aquella petición quedó en la nube tras el cambio del delgado de Gobierno en Cantabria. Gómez espera que Pablo Zuloaga se interese por esta solicitud y se retome «porque los once miembros del Greim se merecen este reconocimiento».