Un comité vecinal decidirá a qué destina Comillas 50.000 euros de las cuentas del próximo año

La plaza de la iglesia y el antiguo ayuntamiento de Comillas /Javier Rosendo
La plaza de la iglesia y el antiguo ayuntamiento de Comillas / Javier Rosendo

La iniciativa promovida por el Ayuntamiento pretende promover la participación de los comillanos en el Presupuesto municipal sin que haya una intervención política

Lucía Alcolea
LUCÍA ALCOLEAComillas

El Ayuntamiento de Comillas destinará una partida de 50.000 euros del presupuesto del próximo año 2019 a una inversión que los ciudadanos decidan. La medida se enmarca dentro del proyecto denominado 'Presupuesto participativo', que pone en marcha el Consistorio junto a la Red Local de Sostenibilidad de Cantabria. «Se trata de una iniciativa que tiene como objetivo dar voz a los ciudadanos en un proceso que se llevará a cabo sin intervención política alguna», explicó el primer teniente alcalde, Julián Rozas. El procedimiento a seguir consistirá en elegir primero un comité formado por unas doce personas, que protagonizarán varias reuniones para decidir, en base a un reglamento establecido y teniendo en cuenta «ciertos límites legales», qué actuaciones se deben de llevar a cabo. «Cada vecino propondrá un proyecto relacionado con cualquier ámbito (cultural, urbanismo, educativo...) y se votará cuál es el que tiene prioridad». Tras lo cual el Ayuntamiento deberá llevarlo a cabo.

«Ya hemos aprobado el reglamento para contar con la asistencia jurídica necesaria para realizar esta labor, de forma que el ciudadano pueda ejercer la democracia directa», matizó el concejal. De esta manera además, «sabremos de primera mano cuáles son las necesidades de los comillanos». El pasado martes se celebró la primera reunión, donde los asistentes fueron informados sobre las pautas para realizar esta tarea por los miembros de la red de Sostenibilidad. «Lo que se decida este año, se ejecutará el que viene», aseguró Rozas, quien recordó que «cualquier propuesta es bienvenida».

«Desde que gobernamos en coalición con el PRC», matizó, «hemos ido adoptando las medidas necesarias para avanzar en la participación ciudadana». De hecho, hace unos meses se celebró un pleno formado por niños y jóvenes de la localidad, con el objetivo de satisfacer sus demandas y de que sus opiniones sean tenidas en cuenta.

«Queremos dar voz a todos los ciudadanos», asegura el primer teniente de alcalde, Julián Rozas

Municipio pionero

«Comillas es pionera en este tipo de proyectos y queremos aprovechar que estamos revisando el Plan General de Ordenación Urbana para dar cabida a la participación». El objetivo no es otro que escuchar al vecino y averiguar «cuáles son sus carencias y los problemas a los que se enfrentan en su día a día».

Así, «el presupuesto participativo debe ser una herramienta útil para lograr la implicación en lo económico, político, social y cultural de la sociedad, teniendo en cuenta su capacidad de decisión sobre los asuntos municipales».

Rozas recordó que en este sentido, «Comillas siempre se ha caracterizado por la implicación de sus gentes en aficiones comunes y su capacidad de organizarse en asociaciones y colectivos». Algo a lo que los políticos locales quieren sacarle partido.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos