Los fieles adoran al Santo Cristo del Amparo en Comillas

Un momento de la procesión nocturna con velas para portar hasta el muelle al Cristo/Javier Rosendo
Un momento de la procesión nocturna con velas para portar hasta el muelle al Cristo / Javier Rosendo

La villa modernista celebró ayer una multitudinaria procesión nocturna con la imagen de la iglesia hasta el muelle, donde pasará la noche hasta hoy

Lucía Alcolea
LUCÍA ALCOLEACabezón de la Sal

Comillas amaneció ayer domingo con el eco de la fiesta sonando entre sus callejuelas. La noche del sábado en el Cristo del Amparo suele ser memorable, pues son muchos los jóvenes (y mayores) que se acercan a disfrutar del jolgorio. Pero en esta festividad hay tiempo y espacio para todo. Y a las diez y media de la noche de ayer, después de que tuviera lugar la famosa y tradicional cucaña para niños y adultos en el muelle, las velas iluminaron la villa señorial en la procesión nocturna del Santo Cristo del Amparo. Este año no hubo pregón ni petardos y la comitiva se reunió en torno a la figura del Cristo a la salida de la iglesia de San Cristóbal donde había mucho público y se cantó al santo, en la empedrada y bonita plaza de la Constitución. Detrás del Cristo y los poderes fácticos, una fila de fieles.

Las velas abrieron el camino, elevaron a la imagen desde el pueblo hasta el muelle. Los vecinos de Comillas sacaron ayer a sus balcones las banderas de Cantabria y de España. Los pasos se hicieron lentos y los gestos adquirieron ceremoniosidad. El Santo, protagonista, recibió los halagos de sus devotos. Y Comillas fue más comillana que nunca, con el grupo de picayos y pandereteras capitaneando el desfile, acompañados de la banda de cornetas y tambores 'Stela Maris' de Santander.

Javier Rosendo

De la iglesia al muelle hubo vivas, rezos, promesas, recuerdos, alegrías y penas. Y el Santo volvió a ser venerado por vecinos y veraneantes, que nunca se pierden la íntima procesión de Comillas, tan especial y tan propia. Tan de castañuela y pandereta, de pantalón y camisas blancas con pañuelo al cuello. Una vez en el muelle, los fieles dejaron la imagen en la lonja, donde pasará la noche hasta las seis de la tarde de hoy, cuando tendrá lugar la procesión marítima y la bendición del Santo en el mar. Después, a las siete, comenzará la procesión desde el muelle hasta la iglesia parroquial, de nuevo acompañada de los picayos y pandereteras y con la banda de gaitas 'Gediu'. A las once y media de la noche, se celebrará el espectáculo de fuegos artificiales por la pirotecnia 'Xaravia', que se podrán disfrutar desde el parque de la estatua y la playa de Comillas. También, a media noche, actuará la orquesta 'Súper Hollywood' en el Corro de Campíos. El martes, a la una del mediodía, tendrá lugar la misa solemne y el baile al Cristo en la plaza.