La ruina y el abandono amenazan la Casona Joven de La Veguilla, en Reocín

El edificio principal fue levantado en la legislatura 2008-2011 aprovechando las ruinas de un antiguo caserío de La Veguilla. Se inauguró en marzo de 2011 sin estar acabado por dentro./Luis Palomeque
El edificio principal fue levantado en la legislatura 2008-2011 aprovechando las ruinas de un antiguo caserío de La Veguilla. Se inauguró en marzo de 2011 sin estar acabado por dentro. / Luis Palomeque

La rehabilitación del inmueble y el parque anexo se inauguraron en 2011, tras abordar una inversión millonaria

S. TORRE | E. TRESGALLO Reocín

En el mes de marzo de 2011 se inauguraban las instalaciones de la que iba a ser «la mejor y más grande Casa de la Juventud de Cantabria». Eso fue lo que dijeron los entonces responsables políticos mientras cortaban la cinta de un gran parque y un antiguo caserío rehabilitado «por jóvenes» en dos fases de Escuela taller que sumaron más de 2,3 millones de euros de inversión. Siete años más tarde, la foto fija de ese lugar presenta un estado radicalmente diferente, con unas instalaciones abandonadas a su suerte y que han sido objeto de numerosos ataques vandálicos durante este tiempo.

Los grupos municipales con representación política en el Ayuntamiento de Reocín (PP, PRC y PSOE) reconocían esta semana su deterioro, pero se responsabilizaban mutuamente de esta situación. En el caso del actual equipo de gobierno, formado por regionalistas y socialistas, se avanzaba una posible solución: un proyecto «social y pionero» para la casona, que aún no han determinado.

El dato

2,3
millones de euros costó la obra, aún sin finalizar, pensada para ser «la Casa Joven más grande de Cantabria»

En 2011 la obra se inauguró sin terminar. Por dentro faltaban los baños y otras instalaciones esenciales para su utilización, además de una tercera fase del proyecto denominado 'Escenario Reocín', que nunca llegó a acabarse. En la actualidad, el inmueble principal y las instalaciones auxiliares han sido objeto de múltiples ataques vandálicos en su exterior, el parque anexo no tiene mantenimiento y todo ello en unas instalaciones que nunca se estrenaron ni para Casona de Juventud, ni para otro cometido de los proyectados para dotar de uso productivo a la inversión.

Denuncia pública

El abandono de estas instalaciones ubicadas en La Veguilla, junto al colegio y el instituto, fue denunciado hace unos días por la formación Ola Cantabria, que no cuenta con representación en el Consistorio. «Después de más de diez años, este edificio sigue sin acabarse y sin estar abierto para el disfrute de los jóvenes», definió su portavoz, Ramón González, a la par que instó al alcalde, Pablo Diestro (PRC) a retomar el proyecto y a que indique «la cantidad exacta de millones que se han invertido», resumió el partido, en un comunicado.

Respecto a las críticas sobre el estado de deterioro del edificio, el alcalde reconoció que había sido objeto de «bastantes daños por actos vandálicos», tras los que se había personado la Policía, «pero que a día de hoy no se ha encontrado quién es el que los realiza», dijo.

Asimismo, defendió que se estaba trabajando ya en su futuro y avanzó que existen ya negociaciones con una asociación sin ánimo de lucro de carácter social a nivel regional «desde hace un año», con la idea de que traiga la sede a su edificio «por lo que se está elaborando un convenio», resumió el regidor.

Sobre el futuro uso del inmueble también opinó el edil de Desarrollo Local, Antonio Pérez (PRC), que adelantó que el proyecto a desarrollar en la casona será «pionero, potente y va a poner a Reocín en el mapa». Respecto a las acusaciones de abandono, Pérez defiende que el estado actual es el que se encontraron al relevar al PP en el Ayuntamiento. «Cuando empezamos en 2015, fuimos a visitarla y estaba así; el concejal de Obras dio orden de tapiarla para que no se metieran los chavales a hacer botellón».

Sin embargo, el portavoz del PP y exalcalde, Miguel García Cayuso no opina lo mismo y responsabiliza de parte de esta situación al actual equipo y a su «nula actuación» para dotar de un uso práctico al edificio. Recordó que el PP llevaba en su programa «hacer un gimnasio» y al lado, el Escenario Reocín. Durante su legislatura, dice que se hicieron remates, pero no se realizó inversión por la deuda heredada que había. También insistió en el «abandono» de este edificio y, en general, de todo el mantenimiento municipal porque «no reponen personal» . No obstante, reconoció que no toda la culpa la tienen PRC y PSOE, «sino el gamberrismo que existe», zanjó.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos