Provocan daños en los parques infantiles recién mejorados en Piélagos

El parque infantil de Liencres estrenó hace días una tirolina que ha sido objeto de diferentes roturas que impiden, por el momento, que los más pequeños disfruten de ella. /DM
El parque infantil de Liencres estrenó hace días una tirolina que ha sido objeto de diferentes roturas que impiden, por el momento, que los más pequeños disfruten de ella. / DM

El concejal de Obras, Antonio Gómez, denunció públicamente la rotura de diverso mobiliario urbano en Liencres y Campolagua

Sheila Izquierdo
SHEILA IZQUIERDOEl Astillero

El Ayuntamiento de Piélagos ha denunciado públicamente los actos vandálicos que han sufrido algunos de los parques infantiles que fueron objeto de mejora recientemente, en concreto, el de Renedo, donde ha aparecido roto el banco de la nueva tirolina, o el de Campolagua (entre Mortera y Liencres), donde la escalera de acceso al castillo ha sido arrancada. Unos hechos que lamentó ayer el concejal de Obras y Servicios, Antonio Gómez, ya que supondrán una nueva inversión a la ya realizada dentro del proyecto de mejora.

Tras las obras de renovación que se están llevando a cabo por el Consistorio, en colaboración con el Gobierno de Cantabria, y que supondrán una inversión de 450.000 euros del presupuesto del año 2018, el responsable de Obras y Servicios lamentó especialmente lo acontecido en el parque de Renedo, ya que fue renovado hace escasos cinco días. «Tan sólo cinco días después de la colocación de este nuevo elemento de juego en este área, donde se están llevando a cabo otras actuaciones de mejora, el asiento de la tirolina fue arrancado», explicó el edil, quien apuntó que también parte de la valla perimetral del recinto fue destrozada.

En la misma línea, Gómez se refirió a los desperfectos ocasionados en el Parque infantil Campolagua, entre las localidades de Mortera y Liencres, donde ha sido arrancada la escalera de acceso a un castillo que había sido instalado recientemente, con motivo de la mejora de la zona de juego que hay en esta área de recreo.

En este sentido, el responsable de Obras y Servicios recalcó que el acto de vandalismo no tiene justificación posible, al tiempo que recalcó que «es un problema que afecta a todos y no sólo a las administraciones públicas». «Que nadie olvide que, cuando hay que reponer mobiliario urbano o arreglar los elementos de juego de los parques infantiles, estas actuaciones suponen un coste para el Ayuntamiento de Piélagos, pero también para todos sus vecinos porque lo pagamos todos y cada uno de nosotros», subrayó.

De hecho, afirmó que, cuando alguien decide destrozar intencionadamente un parque infantil en Renedo o Mortera, no sólo es un problema para los vecinos de estas localidades, sino también para los del resto de las que forman parte del municipio de Piélagos.

Gómez recordó que Piélagos comenzó en verano la renovación de 24 de los 35 parques infantiles del municipio, algo sin precedentes.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos