Meruelo inaugura el Centro de Atención a la Dependencia con 60 plazas residenciales

Promotores y autoridades regionales y locales se dieron cita en la inauguración oficial. :: daniel pedriza/Daniel Pedriza
Promotores y autoridades regionales y locales se dieron cita en la inauguración oficial. :: daniel pedriza / Daniel Pedriza

La instalación ha sido promovida por el grupo empresarial Calidad en Dependencia Cantabria, que ya tiene otros cuatro centros más en la región

Ana Cobo
ANA COBOSantoña

El Centro de Atención a la Dependencia San Miguel, ubicado en la localidad de San Miguel de Meruelo, es ya una realidad. La instalación, promovida y financiada con una inversión de tres millones de euros por el grupo empresarial Calidad en Dependencia Cantabria, se inauguró ayer de forma oficial con la presencia de autoridades regionales, locales, religiosas y vecinos.

En el evento, los propietarios del grupo, Rubén Otero y Cris Gutiérrez, destacaron que en Calidad en Dependencia «estamos comprometidos con la persona, apostando por creer, crear y crecer». Hace 25 años que iniciaron su andadura en la región con un primer proyecto, la residencia de San Cipriano, y han ido evolucionado en la atención individualizada a las personas mayores hasta llegar a abrir las puertas de esta residencia de Meruelo, su quinta instalación en Cantabria

El nuevo centro cuenta con 60 plazas de residencia las 24 horas y otras 15 plazas de centro de día. Actualmente, todas las plazas son privadas aunque la empresa solicitó el pasado mes el concierto para 30 plazas residenciales y las 15 del centro de día y están a la espera de recibir la aprobación del Gobierno de Cantabria.

El edificio ocupa una superficie de 2.500 metros cuadrados y está distribuido en cinco plantas. Además de las habitaciones individuales y compartidas, dotadas todas con camas articuladas y televisión, dispone de comedor, salas de enfermería, rehabilitación, peluquería y podología, sala polivalente, otra de visitas, lavandería, despachos para el personal... Así lo comprobaron los asistentes al acto que, tras la bendición del obispo de Santander Manuel Sánchez Monge realizaron una visita guiada por el amplio, moderno y sofisticado centro en el que se han cuidado todos los detalles para que los usuarios se sientan como en casa.

La inauguración estuvo presidida por Otero y Gutiérrez, acompañados por el subdirector general de dependencia del Gobierno de Cantabria, Miguel Ángel Cavia; el presidente de la CEOE-Cepyme, Enrique Conde; el alcalde de Meruelo, Evaristo Gómez; y la gerente del grupo, Gema Díaz. Gutiérrez destacó que todos los centro del grupo son «abiertos, dinámicos, alegres e innovadores» en el que todas las personas que convivan puedan compartir espacios y actividades ya que se pone énfasis en el enriquecimiento que supone sociabilizar e interactuar. Los promotores señalaron que a lo largo de todos estos años se han tenido que ir adaptando a las nuevas políticas sociales e hicieron una petición para que «los representantes parlamentarios y prestadores de servicios lleguen a un acuerdo para tener unas normativas en dependencia que perduren en el tiempo y así, «poder dedicar todo nuestro esfuerzo a atender más y mejor a nuestros usuarios y no dedicar nuestros pensamientos y nuestro tiempo a los cambios gubernamentales en cada legislatura». Calidad en Dependencia atiende a 517 personas en sus cinco centros de Cantabria y cuenta con una plantilla de 300 trabajadores.

Por su parte, Domínguez recordó que el Ayuntamiento tenía un proyecto para crear una residencia comarcal en Meruelo que la crisis se llevó por delante. Por eso, agradeció a Otero su «interés por sacar adelante la residencia en el municipio para que los vecinos no se tengan que desplazar a otras más lejanas».