El local municipal de La Penilla, clausurado

El bando colocado en la puerta del local clausurado con chapas de madera atornilladadas./Héctor Ruiz
El bando colocado en la puerta del local clausurado con chapas de madera atornilladadas. / Héctor Ruiz

Fruto de los destrozos que ha sufrido el espacio municipal a causa de «unos chavales», el Ayuntamiento se hará cargo de su acondidionamiento

Héctor Ruiz
HÉCTOR RUIZ

Tras el cierre la pasada semana del local municipal que está ubicado junto a la pista polideportiva de La Penilla, ahora llega el momento de arreglarlo. El edificio ha sido foco de varios ataques por la presencia «desde hace unos meses», relató el regidor Gastón Gómez (PP), de unos «chavales» que habían accedido por la fuerza y sin permiso. El alcalde anunció la clausura del espacio a través de un bando para que, una vez recompuesto, sea utilizado de nuevo por la Junta Vecinal de la localidad y un par de asociaciones de mujeres de municipio. Asimismo, el regidor volvió a señalar que el equipo de gobierno mantiene su compromiso por dotar a Cayón de más instalaciones de ocio para los jóvenes.

La presencia del grupo en el local estaba provocando las quejas de varios vecinos de la zona, así que, «dado el uso indebido» que estaban haciendo del espacio, Gómez emitió a finales de la semana pasada un bando para clausurar el lugar. Todo ello para preservar «las instalaciones y los bienes públicos» que se encuentran en el interior frente a «agresiones y alteraciones».

Tal y como reconoció el propio regidor, la presencia del grupo se había detectado meses atrás, sin embargo no ha sido hasta agosto cuando se ha decidido intervenir porque «no causaban molestias, se conoce que con la llegada del verano tenían más tiempo libre y se han dedicado a hacer fiestas hasta altas horas de la madrugada».

El alcalde recalca la «fuerte apuesta» que se realizará esta legislatura por ampliar espacios para jóvenes

La actitud de los inquilinos ocasionales del local ha causado «ruido y con ello molestias en la zona». De hecho, la Guardia Civil recibió llamadas de vecinos alertando de la presencia de drogas, al respecto Gómez pide cautela porque, «esas cosas hay que demostrarlas». Lo que está fuera de dudas es que los destrozos en el edificio son numerosos, con pintadas en las paredes, suciedad y mobiliario estropeado. «Tenemos que arreglado porque lo han dejado machacado, con todo tirado por el suelo, cristales, persianas rotas... En fin, un desastre», explicó el regidor.

Una vez acondicionado se impedirá la entrada del grupo de jóvenes y se volverá a dar las llaves tanto a la Junta Vecinal de La Penilla como a las dos asociaciones de mujeres (una de ellas encargadas de hacer labores y otra pandereteras). El edificio en cuestión , comentó Gómez, fue una cesión que realizó al Ayuntamiento una promotora que había construido edificios en el municipio. El local, de 80 metros cuadrados, tiene aproximadamente 10 años y cuenta con un almacén y un despacho utilizados principalmente por la Junta Vecinal.

Espacios para jóvenes

La situación en el local de La Penilla recuerda a otro caso de hace aproximadamente dos años con un edificio también municipal situado en Sarón. Ahí, comenta el alcalde, también se recibían numerosas llamadas alertando de la presencia de estupefacientes, sin embargo, «la Guardia Civil se ha presentado allí seis veces y no ha encontrado nunca nada».

El edificio de Sarón, emplazado en las cercanías del Centro de Salud y con una dimensión más grande que el de La Penilla, «lo hemos acondicionado, y actualmente hay ahí dos asociaciones de chavales que lo mantienen en perfecto uso y sin generar ningún tipo de conflicto», relató Gómez. Además, el regidor anunció que se va a ampliar. «Se ha rehabilitado la parte superior, que cuenta con dos locales y un baño, y ya se ha adjudicado una obra para contar con otros tres locales». El alcalde además adelantó que en sus planes está «en un futuro inmediato ubicar en dicho espacio una casa de juventud, de la que hasta ahora carece el municipio».

De hecho, el partido popular en su programa electoral hacía especial hincapié en su propósito por ampliar las dotaciones culturales y sociales dentro del municipio en los próximos cuatro años. A la casa de la juventud, se incluye la futura Casa de Cultura que se ubicará tras las actuales obras de rehabilitación el antiguo molino de Torrentero.

Por otro lado, el Ayuntamiento anunció que está próximo a concluir la construcción de del nuevo skate park en Sarón. El proyecto, que responde a la demanda de los jóvenes, está dotado de un presupuesto municipal de más de 100.000 euros y se emplaza dentro del complejo Municipal Deportivo Fernando Astobiza de Sarón.