Este contenido es exclusivo para suscriptores

Vive informado todo el año y que nadie te lo cuente. Tu suscripción anual por solo 49,95€

logo-correo-on2.svg
Acceso ilimitadoNuevas secciones y más contenidosNueva app solo para suscriptoresCartas de autor en tu emailOfertas y eventos exclusivos

El centro de Santander se llena de locales hosteleros cerrados en el arranque del año

El restaurante Bellasombra, en la plaza Amaliach /Javier Cotera
El restaurante Bellasombra, en la plaza Amaliach / Javier Cotera

Reformas, traspasos, vacaciones o directamente ceses de actividad salpican las calles más concurridas de persianas bajadas

Álvaro Machín
ÁLVARO MACHÍNSantander

«Ese ha cerrado hace muy poco y ese otro ha durado un suspiro, nada», dice un vecino de los que conoce las barras del barrio mientras señala a los dos lados de la calle. Está en Gándara, en la cuesta. Cerca del Paseo de Pereda. Pegado a la taberna Al Punto (esquina con Ataúlfo Argenta), que tiene los letreros de una inmobiliaria en los cristales. Es el que ha bajado la persiana hace poco. El otro, el que duró «un suspiro», la tiene a medio bajar. Se llamaba De Cuchara y Limón, aunque sonará más si se recuerda que es el antiguo Mexsia. Su breve nueva etapa terminó y esta misma semana estaban haciendo obra para empezar otra vez de cero con el cartel del antiguo nombre cubierto.