La Crotu desestima legalizar las naves de Paruvi en Tanos

La Crotu desestima legalizar las naves de Paruvi en Tanos
L. Palomeque

También se ha denegado a Rufino Sasián la solicitud de relleno de dos parcelas de casi 3.000 metros cuadrados, para la construcción de un aparcamiento en el entorno

José Ignacio Arminio
JOSÉ IGNACIO ARMINIOTorrelavega

La Comisión Regional de Ordenación del Territorio y Urbanismo (Crotu) ha desestimado el recurso de alzada presentado por el propietario de la empresa Paruvi, el exconcejal Rufino Sasián, contra la resolución por la que se le denegaba la legalización de las naves industriales en suelo no urbanizable del barrio La Llamiega, de Tanos. También ha denegado a Sasián la solicitud de relleno de dos parcelas de casi 3.000 metros cuadrados, para la construcción de un aparcamiento en el entorno.

Según el grupo político ACPT, estas decisiones vienen a darle la razón en la postura que mantiene frente a Paruvi: «Durante la pasada legislatura fuimos muy críticos denunciando las ilegalidades que este exconcejal estaba llevando a cabo. Estaba incumpliendo la legalidad urbanística vigente y los distintos equipos de gobierno de Torrelavega han mirado para otro lado siendo cómplices de esta barbaridad». «Ambos acuerdos -añade- dejan claro que el exconcejal podía haber construido las naves y haber realizado el relleno si hubiese desarrollado un plan parcial, con sus respectivas cesiones de suelo y aprovechamiento al Ayuntamiento, pues estábamos hablando de suelo urbanizable no programado que a los efectos es un suelo rústico».

A juicio de este partido, a Sasián le han importado muy poco las leyes urbanísticas municipales y no ha estado dispuesto a ceder ni un solo metro cuadrado «como ya hizo en anteriores ocasiones». ACPT tiene muy claro que «no vamos a permitir ilegalidades urbanísticas de nadie y menos de quien llega a la política para beneficiarse particularmente». «Por suerte, esta persona ya no forma parte de la Corporación y es cuestión de tiempo que se tengan que derribar las naves ilegales, dado el contenido del nuevo Plan General de Ordenación Urbana», concluye.