El ocio y la cultura presidirán la Navidad de Torrelavega

Autoridades, organizadores y patrocinadores visitan la gran exposición que recrea la fascinante historia de los Guerreros de Terracota./Luis Palomeque
Autoridades, organizadores y patrocinadores visitan la gran exposición que recrea la fascinante historia de los Guerreros de Terracota. / Luis Palomeque

La muestra de los Guerreros de Terracota, un tobogán gigante y la participación escolar, grandes atractivos

José Ignacio Arminio
JOSÉ IGNACIO ARMINIOTorrelavega

Este año no habrá una gran bola que ilumine la Navidad en Torrelavega. La apuesta del equipo de gobierno (PSOE-PRC) es por el ocio y la cultura, un programa amplio y diverso con el que se pretende llenar de actividad buena parte de las calles y plazas más céntricas de la capital del Besaya. Unas fiestas de larga tradición que, como todas en la segunda ciudad de Cantabria, se espera que sean muy participativas y ayuden a dinamizar el comercio y la hostelería. La exposición que recrea la fascinante historia de los Guerreros de Terracota en La Lechera, un tobogán gigante en el Bulevar Demetrio Herrero y la espectacular iluminación diseñada por escolares de 15 colegios que adornará la plaza de La Llama, serán los principales atractivos.

El alcalde, José Manuel Cruz Viadero, resalta el esfuerzo del Ayuntamiento para ofrecer una variada programación destinada a todas las edades, especialmente los niños, con el fin de que «se pueda disfrutar en familia en los espacios públicos más significativos». «Este año no vamos a tener nada especialmente llamativo -explica-, desaparece la gran bola, pero sí una gran variedad de actividades con un presupuesto más reducido. La ciudad volverá a ser un polo de atracción no sólo para los torrelaveguenses, sino también para vecinos de la comarca y de toda Cantabria».

Según Cruz Viadero, el programa navideño de Torrelavega nada tendrá que envidiar al de otras ciudades similares, gracias al empeño de «la mayor parte de la Corporación», que «desea que las calles vuelvan a llenarse en unas fechas en las que nos reunimos todos y resulta especialmente necesario dinamizar el comercio y la hostelería».

La reducción en el presupuesto ha impedido sustituir la gran bola por una noria

También el primer teniente de alcalde, Javier López Estrada, habla de un «proyecto ilusionante» para Navidad. «El año pasado -señala- fue un punto de inflexión y en este el esfuerzo de los servicios técnicos municipales aún va a ser mayor. Es uno de los periodos festivos más importantes del año, un momento para el encuentro de los torrelaveguenses, incluidos los que viven fuera por diversas circunstancias, y por eso debemos echar el resto».

López Estrada dice que el programa es «bastante completo» y explica por qué: «El toque cultural lo va a poner la magnífica exposición de los Guerreros de Terracota en La Lechera, del solidario se encargará la feria Rosa Navidad y del participativo los niños de 15 colegios que han diseñado y preparado el alumbrado que iluminará la plaza de La Llama». En otra plaza, la de Baldomero Iglesias, popularmente conocida como 'Plaza Roja' se instalará una pista de hielo y en sus inmediaciones el 'Circo de la Magia'. Un tobogán gigante presidirá las actividades que se desarrollen en el Bulevar Demetrio Herrero, junto al Ayuntamiento, y un trenecito, denominado 'El Grillo', se encargará de unir las actividades repartidas por toda la ciudad.

Feria Infantil y belenes

«A esto hay que añadir otros eventos habituales, como el Concurso Infantil de Villancicos, la Ruta de los Belenes y la Feria Infantil y Juvenil de Navidad y el Mercadillo, que repetirán en La Lechera y la calle Consolación», concluye López Estrada. La actividad más multitudinaria volverá a ser, una vez más, la que cierre el programa festivo: la tradicional Cabalgata de Reyes.

El intento de instalar una gran noria en la Plaza Mayor, como sustituto de la bola de la 'Plaza Roja', resultó fallido, aunque el equipo de gobierno persistirá en el empeño de cara a próximos años. El Ayuntamiento maneja en esta ocasión un presupuesto navideño inferior a los 70.000 euros que costó la polémica bola y eso ha provocado que otros consistorios con más dinero se hayan quedado con las pocas norias que había en disputa.

No obstante, las alternativas de ocio y cultura que ofrece el programa navideño de este año, seguro que servirán de nuevo a los torrelaveguenses para echarse a la calle y disfrutar en las principales calles y plazas de la capital del Besaya.

 

Fotos

Vídeos