Jado declara mañana acusado de presunta prevaricación

La Asociación Cultural Juan de la Encina le imputa el derribo de dos viviendas catalogadas como protegidas

REDACCIÓN

El alcalde de Escalante, Pedro José Jado; la teniente alcalde, María Luisa Setién; el concejal de Obras, Pablo Oceja y el aparejador del Consistorio, Ricardo Fernández, deberán declarar mañana, miércoles, a las 9.30 horas, en el Juzgado de lo Penal número 4 de Santander, tras haber sido acusados por un posible delito de prevaricación urbanística continuada y de un delito contra la ordenación del territorio por parte de la Asociación Cultural Juan de la Encina.

Los hechos se remontan a la denuncia presentada por dicha asociación ante la Fiscalía del Tribunal Superior de Justicia de Cantabria (TSJC) por el derribo de dos viviendas protegidas, una ubicada en la calle Montehano y otra en la calle Mayor, en abril y agosto de 2007 respectivamente.

Ambas viviendas del siglo XV y XIX estaban incluidas en el Catálogo de Edificios Protegidos de la villa de Escalante, que fue aprobado por el Pleno Municipal el 5 de mayo de 2006 y publicado en el Boletín Oficial de Cantabria (BOC) el 23 de mayo del mismo año.

Los imputados se enfrentan a dos años de cárcel, 14 de inhabilitación y costas solicitadas por la acusación particular, ejercida por el Grupo municipal PSC-PSOE. Igualmente, la Fiscalía del TSJC también se ha personado como acusación y solicita para ellos ocho años de inhabilitación y una multa de 7.200 euros.

La Fiscalía del Tribunal Superior de Justicia, tras la incoación de las diligencias de investigación remitió a los hechos investigados al Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 1 de Santoña. Terminada la instrucción se acuerda por éste la apertura del Juicio oral de los imputados fijado para mañana.