El libro suena en una trasversal del Río

Esta sección es una mirada a los espacios que promocionan la cultura en Santander

MARTA SAN MIGUEL
Apuesta.  Ainara Bezanilla, un de las dos socias de la librería Mundanalrüido, que se encuentra situada en la calle San Celedonio. ::
                             CELEDONIO/
Apuesta. Ainara Bezanilla, un de las dos socias de la librería Mundanalrüido, que se encuentra situada en la calle San Celedonio. :: CELEDONIO

De día, la calle San Celedonio es más silenciosa de lo que cabría esperar de un barrio en pleno centro de Santander. Apenas unos coches, algún vecino y las rejas a medio abrir de los locales que reciben el pedido de las furgonetas de reparto. Como si tuvieran sueño, que la noche ha sido larga.

Así es la vida en unas de las trasversales del Río de la Pila donde la vida cultural ha reverdecido en los últimos años. Música, gastronomía, espacios para el arte y el ocio conviven con el ruido que hace la literatura en Mundanalrüido, la librería que Patricia Argumosa y Ainara Bezanilla abrieron en 2009 y que aporta su particularidad resonancia al sonido del Río: «Los libros se pueden leer a trozos, en voz alta, en voz baja, como acto íntimo o como acto colectivo, nosotras reivindicamos la plasticidad del libro, como objeto de placer del cual salen historias que deben ser contadas».

Mundanalrüido se presenta como un espacio dinámico que pretenden sea el escaparate de su actividad cultural: «Hay objetos relacionados con el arte, creaciones de artes aplicadas, libros de ediciones especiales y al tiempo, organizamos diversas actividades en forma de laboratorios, talleres, recitales o conciertos. Ofertamos un espacio donde la creación y la formación artística no reglada tiene su lugar».

Por otro lado realizan distintos programas culturales tanto para instituciones, como para particulares o asociaciones.

«Las propuestas que realizamos en la librería tienen un matiz más libre, son laboratorios de arte muy específicos y propuestas literarias basadas en la mediación lectora, en la formación de mediadores (profesorado, familias, bibliotecarios...) Nos emocionamos con el trabajo de distintos creadores, artesanos, ilustradores, escritores o artistas variados y solemos traerlos a la librería para que compartan su arte con los 'talleristas' interesados».

Además de la venta de libros y los talleres, la tercera actividad que propone Mundanalrüido es la edición de títulos con su propio sello.

Dicen hacer con el fin «cándido» de crear «libros bonitos» en colaboración con el estudio de diseño Beusual y con Alberto Iglesias.

«Es un capricho, nos gusta la edición, la selección de textos, de ilustradores y trabajar con los materiales... ¿cómo no hacer libros?».

Comunión

Es precisamente esa comunión con otros agentes culturales lo que posibilita el éxito de las iniciativas literarias de Mundanalüido: «Nos gusta mezclarnos, aprender de otros y de sus especialidades.

Tenemos la suerte de contar con un equipo de trabajo increíble y de haber tejido una red de creación muy interesante». Como emprendedoras culturales prefieren no depender de las instituciones para seguir adelante:

«Realizamos proyectos por puro interés profesional y personal, y nos resulta totalmente imprescindible que nuestras propuestas culturales sean solventes sin apoyo institucional, pues si dependiéramos de ello no seríamos una empresa como tal» aunque confían «en la colaboración entre las instituciones y los agentes culturales como dinamizadores de la vida social y cultural de la ciudad».

Fotos

Vídeos