Un sistema informático controlará los aparcamientos y el estado del tráfico

Los conductores serán informados a través de paneles que se instalarán en los accesos a la ciudad

J. I. ARMINIOTORRELAVEGA.

Un sistema informático, similar al que ya tienen otras ciudades, controlará el estado de los aparcamientos y del tráfico en Torrelavega. Los conductores serán informados a través de paneles que se colocarán en los accesos al casco urbano. El proyecto, en el que coparticipa el Ayuntamiento de Lérida, es subvencionado por el Ministerio de Industria y será adjudicado en las próximas semanas. El objetivo es dotar de mayor fluidez a la circulación de vehículos, uno de los grandes problemas del centro de Torrelavega.

En tiempo real

El concejal de Desarrollo Local, Juan José González, ha explicado que los conductores podrán conocer en tiempo real el número de plazas disponibles en los aparcamientos de pago. Torrelavega dispone de 990 plazas en dos estacionamientos subterráneos, explotados mediante concesión de obra pública.

Uno de ellos está situado en la Plaza de la Llama y tiene 555 plazas, de las que 265 corresponden a residentes (primera planta) y 290 son de rotación (segunda plata). El otro parking subterráneo, primero construido en la ciudad, está ubicado en el Bulevar Demetrio Herrero, junto al Ayuntamiento, y dispone de 435 plazas, de las que 214 son de rotación (primera planta) y 221 para residentes (segunda planta). Torrelavega también cuenta con numerosos aparcamientos privados, entre los que destaca el de FEVE, situado junto a la estación, que dispone de 200 plazas en superficie para rotación y residentes.

Colapsos y vías alternativas

Según el edil socialista, en los paneles también se informará de «las zonas que en ese momento estén colapsadas, las vías alternativas y las paradas de las líneas de autobús». González ha señalado que técnicos municipales de Lérida han visitado Torrelavega, con el fin de intercambiar información, y que los lugares en los que se situarán los paneles informativos ya han sido elegidos. Además, ha precisado que alumnos de la Escuela Taller se encargarán de hacer parte del trabajo (soportes, angulares...).

El responsable de la Agencia de Desarrollo Local ha reconocido que el proyecto ha sufrido cambios, dado que no fue posible ejecutar el inicialmente previsto, que contemplaba la instalación de un sistema informático para que los conductores pudieran conocer, en tiempo real, el número de plazas de aparcamiento disponibles en las calles y su localización. «Torrelavega tiene zonas problemáticas y no es viable instalar los sensores», dijo. El objetivo era solucionar el aparcamiento público en el centro de la ciudad, evitando tener que implantar la OLA.