El Astillero pone en marcha un plan para recuperar la cuenca de la ría de Boo

Se intervendrá sobre una superficie de 1.200 hectáreas en la que se incluyen las Marismas Negras y Blancas

ÁLVARO SAN MIGUELEL ASTILLERO.
Panorámica de El Astillero con la ría de Boo y las Marismas Blancas. ::
                             DM/
Panorámica de El Astillero con la ría de Boo y las Marismas Blancas. :: DM

El Ayuntamiento de El Astillero y la Asociación Ría firmaron ayer un convenio de colaboración para desarrollar el plan piloto Ría de Boo Laboratorio Vivo, un programa de investigación, restauración, ordenación y gestión sostenible de la cuenca hidrográfica de la ría de Boo. Con la firma de este acuerdo, el Ayuntamiento se compromete a aportar el 13% de los 136.000 euros presupuestados para la ejecución del proyecto. El resto será asumido por la Consejería de Medio Ambiente (50%) y el Ayuntamiento de Camargo (37%). El alcalde de El Astillero, Carlos Cortina, se mostró ilusionado con este plan y deseoso de que la Asociación Ría «ponga ya el motor en marcha para trabajar en esta idea tan bonita». Un proyecto que permitirá obtener «unos datos de gran interés para el presente y el futuro de la ría de Boo y de sus marismas».

Diego Cicero, presidente de la Asociación Ría, explicó las características del plan que intervendrá sobre una superficie de 1.200 hectáreas. En la primera fase, los trabajos se concentrarán en la ría y en sus sistemas acuáticos: los arroyos Bolado y Collado, la marisma de Micedo, la de Cacho, la de Boo, las Marismas Negras y Blancas, y los 'pozones' de Maliaño, Cacicedo y La Ruperta. Los resultados de estas investigaciones serán exportables a otros espacios con retos medioambientales similares.