CastroVerde valora el «ejercicio de madurez» que han hecho los votantes

El partido ecologista, de reciente creación, ha irrumpido con fuerza en el Consistorio castreño, apoyado por los electores que «se sumaron a la rebelión»

ELIXABET RUIZCASTRO URDIALES.
De izquierda a derecha, Juanchu Bazán, Eduardo Amor, Ángel Díaz-Munio y Patricia Camino, los cuatro futuros ediles por CastroVerde. ::
                             E. RUIZ/
De izquierda a derecha, Juanchu Bazán, Eduardo Amor, Ángel Díaz-Munio y Patricia Camino, los cuatro futuros ediles por CastroVerde. :: E. RUIZ

Irrumpieron en la vida política de Castro Urdiales a sólo tres meses para las elecciones municipales y han dado la campanada. CastroVerde consiguió en los pasados comicios el apoyo de 2.229 castreños -cuatro ediles- que se sumaron así a la «llamada a la rebelión» que hizo esta formación. Un grupo de ecologistas 'del pueblo', ajenas hasta ahora a la vida política, y que decidieron unirse en un intento desesperado por cambiar la situación del Ayuntamiento.

Competían con partidos muy arraigados en el municipio, históricos de la Corporación castreña, con ideales de sobra conocidos y experiencia en las pugnas políticas. Por el contrario, su programa era nuevo, su denominación también y muchos de sus integrantes, pese a su importante preparación profesional, estaban muy 'verdes' en lo que a política se refiere. Tanto que, por ejemplo, la número cuatro de la lista, Patricia Camino, nunca había votado en unas elecciones municipales, al no sentirse identificada con ningún partido. En CastroVerde ha encontrado la horma de su zapato. «Nunca pensé que algo que me daba terror, como es la política, me iba a apasionar tanto».

El candidato de la formación, Ángel Díaz-Munío es otro apasionado del grupo que lidera. No obstante, recuerda cómo «tuvimos nuestras dudas de si presentarnos porque, al principio, muchos miembros eran partidarios de esperar a las elecciones de 2015». Ahora no se arrepiente de la decisión tomada, sobre todo, después de ver que su programa electoral ha calado hondo entre unos castreños que demostraron el pasado domingo que apuestan por el cambio. «Teníamos miedo de que el pueblo no fuera capaz de reaccionar ni siquiera en una situación tan crítica como la que habíamos vivido en las últimas legislaturas pero, afortunadamente, han puesto a cada uno en su sitio».

De «ejercicio de madurez y lógica» califica el cabeza de lista de CastroVerde la actitud de los castreños en las alecciones porque «han devuelto el sentido común a las urnas». No se refiere únicamente a los apoyos recibidos por la formación que lidera sino a los resultados generales que define como «bastante homologables a nivel de cualquier pueblo».

Eso sí, diferente quieren que sea el Ayuntamiento y el cambio es su compromiso con los castreños que les han apoyado. No descartan, a priori, pactos con ningún partido aunque no harán ningún movimiento antes de la asamblea de militantes que se celebrará en los próximos días.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos