Dinamarca, un duro escollo para llegar al oro

Juan Carlos Pastor, exseleccionador y campeón del mundo en Túnez 2005, asegura que el equipo danés «ahora es más vulnerable»

MIGUEL A. PINDADO
Eduardo Gurbindo. ::
                             EFE/
Eduardo Gurbindo. :: EFE

Llega la hora de la verdad. No hay posibilidad de rectificación. A partir de las 17:45, España se juega un puesto en la final del Europeo de Serbia 2012 frente a la actual subcampeona del mundo, Dinamarca, que fue precisamente el verdugo del combinado español en las semifinales del torneo mundial. Ambos equipos llegan con un rendimiento diferente.

España ha demostrado poseer el mejor juego, el más variado y táctico con una enorme regularidad en todo el torneo. Además llega invicta, con tan solo un traspiés en el empate ante Hungría. Por su parte, los daneses pueden vanagloriarse de ser la primera selección que llega a semifinales después de pasar la primera ronda con cero puntos. Han ido de menos a más, si bien no han sido capaces de ofrecer sobre la cancha las mismas prestaciones que en el pasado Mundial y ha sufrido sobremanera en la mayoría de sus encuentros. Sin embargo cuentan en sus filas con hombres especialmente resolutivos como Mikel Hansen o el gigante Markussen (212 centímetros), capaces de desestabilizar a cualquier defensa.

El ex seleccionador Juan Carlos Pastor, campeón del mundo en Túnez 2005, plata en el Europeo 2006 y bronce en Pekín 2008, conoce perfectamente al combinado danés y analiza con minuciosidad las claves del juego de Dinamarca , tanto sus virtudes como sus defectos. «Sin lugar a dudas, Dinamarca es más vulnerable que en el pasado Mundial de Suecia y ello se debe principalmente a que acusan las ausencias de hombres muy importantes en el juego del equipo como son los pivotes Knudsen y Nodesbbo, así como el lateral-central Boldsen. Ahora cuentan con los hermanos Tof Hansen que todavía les falta experiencia», señala el técnico del Cuatro Rayas Valladolid.

Sobre los aspectos defensivos de Dinamarca , Juan Carlos Pastor señala que «siempre defienden en 6-0, pero tienen problemas en el cambio lardo del lateral derecho, por lo que a veces pueden llegar a hacer un 5-1 con Lindberg de avanzado sobre el lateral diestro español. Incluso ahora suelen solucionarlo colocando al central Mogensen defendiendo en el lateral, lo que facilitaría enormemente el ataque español con Alberto y Aguinagalde sobre esa posición. Suelen defender con los hermanos Toft Hansen en el centro y el veterano Kasper Nielsen. No es una defensa especialmente fuerte debido a las ausencias. Cuentan con una excelente portería, en especial Landin, aunque Cleverly tambien ofrece muchas garantías».

La otra semifinal del Europeo, muy caliente en las gradas por la acérrima rivalidad, la jugarán Serbia y Croacia (20:15 h).