El alcalde de Castro insiste en quitar la OCA durante los fines de semana

Iván González dice que ha recibido quejas ciudadanas por el cobro del aparcamiento y las elevadas multas

ABEL VERANOCASTRO URDIALES.

El alcalde de Castro Urdiales, Iván González (PP), ha anunciado que los técnicos municipales siguen estudiando la viabilidad de suprimir la Ordenanza Castreña de Aparcamiento (OCA) los fines de semana, en concreto, los sábados por la tarde y los domingos durante todo el día.

González aseguró que cuando tenga en su poder toda la documentación se la trasladará a todos los grupos municipales para, entre todos, tomar una decisión «consensuada». La intención del regidor castreño es que el municipio tenga una OCA como la de otros municipios. «Si Castro es un municipio turístico, tenemos que intentar facilitar a los visitantes el acceso al aparcamiento».

Durante el pasado pleno ordinario, el alcalde llegó a reconocer que ha recibido diferentes denuncias vecinales «porque me dicen que han venido a Castro, un sitio precioso, que lo han pasado muy bien pero, por desconocimiento, no han pagado la OCA y les han metido una multa de 50 euros». Según González, esta es una circunstancia que no se puede consentir, de ahí que pretenda quitar la OCA los fines de semana, coincidiendo con la mayor afluencia de turistas. «No podemos consentir que la gente deje de venir a Castro por tener la OCA», apostilló.

Como ya avanzó este periódico, el alcalde de Castro ya ha trasladado a la empresa que gestiona la OCA, Setex-Aparki, su intención de no cobrar por estacionar en las zonas reguladas los sábados por la tarde y los domingos durante todo el día.

Además de eliminar la OCA los fines de semana, González planteó la posibilidad de ampliar el servicio e instalarlo en algunas calles de la ciudad que en la actualidad están libres de pago. Con ello, se regularía el tráfico, «necesario en algunas zonas» y, al mismo tiempo, aumentarían el número de plazas disponibles, con lo que se conseguiría compensar las pérdidas que ocasionaría a la empresa una hipotética retirada del servicio durante casi dos días.

El alcalde de Castro pretende también que se amplíen el número de tarjetas de residente (se paga por ellas 23 euros anuales) y que se conceda a las empresas castreñas.