Noja pone en marcha un nueva normativa contra la contaminación

ANA COBONOJA.

Las ordenanzas municipales de protección contra la contaminación atmosférica y contra la contaminación acústica acaban de entrar en vigor en Noja. En cuanto a la primera, su objetivo es prevenir, vigilar y corregir la contaminación atmosférica que afecta tanto a las personas como al medio ambiente, protegiéndolos contra ruidos, vibraciones y emisiones, cualquiera que sea su origen.

Así, no se permitirá la emisión de ningún tipo de cenizas, polvo, humos, vapores, gases, malos olores ni otras formas de contaminación atmosférica que puedan causar daños a la salud o molestias a las personas, a la biodiversidad a los bienes inmuebles, o deterioren las condiciones de limpieza exigibles para el decoro urbano.

La normativa también establece que, en ningún caso, podrán ser evacuados libremente al exterior aquellos efluentes gaseosos que contengan materias contaminantes, sino que deberán hacerlo a través de conductos o chimeneas, que se ajusten a lo dispuesto en la ordenanza, previa tratamiento o depuración de dichos gases cuando esto sea obligatorio.

En los edificios destinados a usos industriales o talleres, las operaciones susceptibles de desprender emanaciones molestas deberán efectuarse en locales acondicionados, a fin de que no trasciendan al exterior.

Si por determinadas situaciones meteorológicas esporádicas o por causas accidentales se rebasan los limites de inmisión fijados con carácter general, la zona afectada podrá ser declarada provisionalmente por el alcalde en situación de alerta atmosférica.

Contra ruidos y vibraciones

Por su parte, la ordenanza contra la contaminación acústica pretende prevenir, vigilar y corregir la contaminación acústica que afecta tanto a las personas como al medio ambiente, protegiéndolos contra ruidos y vibraciones, así como regular las actuaciones específicas en materia de ruido y vibraciones en el municipio, con el fin de garantizar el derecho a la intimidad personal y familiar, la protección de un medio ambiente adecuado y la calidad de vida y los bienes de cualquier clase.

Cualquier persona natural o jurídica estará legitimada para denunciar ante el Ayuntamiento la existencia de cualquier actividad, vivienda, local, establecimiento o instalación industrial, comercial, recreativa, musical, de espectáculos o de servicios que puedan contravenir las prescripciones de la Ordenanza. En casos de urgencia o acaecidos en horario nocturno, la denuncia podrá ser formulada directamente ante la Policía Local.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos