'Sakegatto'

De preparación muy fácil

'Sakegatto'
Raúl Alonso Sánchez
RAÚL ALONSO SÁNCHEZ

Ya casi entrados en el mes de agosto, y después del espectáculo que pude observar en la noche de ayer, en cielo abierto, sin nubes y a una altura de 1.100 metros sobre el nivel del mar, un eclipse de luna impresionante, el que se pudo ver desde la provincia leonesa, en la zona minera de León, desde los orígenes de mi sangre completamente roja, hermosa, increíble y sobre todo en buena compañía, rodeado de familia. Pero estar de vacaciones no quita de algunas obligaciones laborales, como son estar cada semana con vosotros, hablando o informando sobre café, derivados o elaboraciones a partir de estas semillas tostadas.

Hoy, y debido a que probablemente ya estéis inmersos en días de calor en la mayor parte del país, he decidido preparar un café frío, una combinación de dos elaboraciones que se están haciendo habitualmente en las cafeterías especializadas de este país. He unido el 'sakerato', con el 'affogato', dos bebidas frías, una a base de agitar el café en coctelera con hielo y sirope de sabor, si se quiere; y la otra, ahogando una bola de helado con licor de avellana y café espresso. Pues bien, la preparación es fácil en el día de hoy. Por un lado, en una copa de coctel, añadimos una bola generosa de helado de vainilla y la rociamos con 15 ml de licor de avellanas. Por otro lado, en una coctelera ponemos dos espressos, 15 ml de sirope de chocolate blanco, 3 piedras de hielo y una sierpe de lima. Agitamos y servimos sobre la bola de helado. Decoramos con avellanas tostadas sobre la bola de helado y con una galleta estilo teja para dar un aspecto mucho más apetecible. Me voy a disfrutar del monte con mi sobrino por la ruta de las minas que tenemos en el valle de Sabero. Cargo de café la cantimplora y a por ello, os dejo, un saludo y un espresso, por favor.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos