El coco

El agua, la leche y el aceite de coco son tres productos derivados del coco. /DM .
El agua, la leche y el aceite de coco son tres productos derivados del coco. / DM .

Fruto tropical de la palma cocotera, ofrece grandes propiedades y nutrientes bien aprovechados a nivel gastronómico y cosmético

Alicia Del Castillo
ALICIA DEL CASTILLOSantander

Alimento exótico por excelencia, su consumo se asocia a la época estival en playas, ferias o verbenas, en las que nunca falta un puesto de cocos. De ellos se aprovecha todo, con fines cosméticos y culinarios, desde el agua hasta la cáscara y está disponible durante todo el año, procedente de Asia Pacífico y otras zonas tropicales. Precisamente en estos países, Tailandia, Filipinas, India y Caribe, esta fruta tropical es el principal ingrediente de su gastronomía, principalmente en la elaboración de sopas, arroces, pescados y mariscos.

El coco de la palma cocotera, la palmera más cultivada a nivel mundial, es una fruta muy completa que ha alimentado a millones de personas en muchas zonas del planeta durante siglos, es por ello que se la conoce como el árbol de la vida. A pesar de ser un alimento básico para los pueblos subdesarrollados ha sido muy desprestigiado en los países occidentales durante décadas, por considerar, erróneamente, que sus grasas eran malas para la salud.

Curiosidades

Origen.
El nombre del fruto surgió en el siglo XVI, cuando los portugueses se encontraron con estos extraños frutos y vieron tres orificios que parecían una extraña cara, nombrándola coco.
Estabilidad.
El aceite de coco es el único que no desprende sustancias toxicas cuando se calienta, pues conserva su estructura química. Se encuentra en estado líquido a partir de los 25ºC.

Debido a los factores saludables del coco, principalmente de su aceite, la demanda ha crecido de forma exponencial en occidente y, en la actualidad, su oferta está liderada por los países asiáticos, entre cuyos principales productores, según la FAO, se encuentran Indonesia, Filipinas e India, que aportan alrededor del 72 % de la producción total mundial, seguidos de Brasil, Sri Lanka, Tailandia, Vietnam, México, Papúa Nueva Guinea, Malasia, Argentina y Birmania.

Se ha comprobado que el aceite de coco es tonificante y actúa favorablemente en el sistema inmunológico. Aporta una energía inmediata porque se metaboliza de forma distinta a otras grasas; favorece la salud cardiovascular y digestiva y regula el funcionamiento de la tiroides, por lo que ayuda a mantener un peso adecuado. A nivel cosmético también tiene excelentes propiedades.

Características

Proteínas y vitaminas.
El coco tiene muchas propiedades provechosas, en circunstancias extremas se puede sobrevivir a base de coco. La carne es rica en grasas, proteínas y vitaminas.
Agua de coco.
Es un excelente rehidratante y puede servir como sustituto del plasma humano y se ha usado en muchos casos con excelentes resultados. Este uso se descubrió durante la Segunda Guerra Mundial, aplicándose tanto en soldados ingleses como japoneses. Dadas sus propiedades rehidratantes, es recomendable en el tratamiento de la diarrea.
Aceite de coco.
Está compuesto de 48% de ácido Láurico. Sus triglicéridos son de cadena media y se metabolizan mejor. Mejora los factores que llevan a contraer enfermedades cardiovasculares, como el colesterol total, el LDL, el HDL o los triglicéridos.

Principales usos del coco

Del coco se aprovecha todo pero sus principales componentes son: el agua de su interior, muy hidratante, isotónica, con propiedades alcalinizantes y saturada de ácidos grasos; y la pulpa, que puede tomarse al natural, previamente pelada (rallada y deshidratada), como ingrediente en tartas, trufas, galletas... En España es el ingrediente principal de uno de los dulces más populares: las cocadas.

Es importante no confundir el agua de coco con la leche de coco ya que no son lo mismo. Para obtener la leche es necesario mezclar la pulpa del coco pelado y limpio (molido o rallado) con agua y dejar reposar. Después se exprime y se filtra con un colador dando lugar el líquido resultante a la leche de coco, ingrediente indispensable del famosísimo cóctel piña colada. La leche de coco es también un sustituto vegetal de la leche de vaca. Para llegar al aceite o la manteca de coco virgen (ya que se solidifica por debajo de los 23ºC) hay que poner al fuego lento la leche de coco hasta que se empiece a separar la grasa de la leche.

En gastronomía, el aceite es un perfecto sustituto de otros aceites vegetales hidrogenados. Posee ácido láurico, con propiedades defensivas y de prevención contra virus, bacterias y otros organismos. Y en cosmética se utiliza en todo tipo de productos para la piel y el cabello para aportar suavidad e hidratación.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos