«El monólogo no va a desaparecer nunca porque sale muy barato»

«El monólogo no va a desaparecer nunca porque sale muy barato»

Mauro Muñiz de Urquiza protagoniza en el Teatro Casyc la obra 'Los hombres son de Marte y las mujeres de Venus', nueva cita hoy del veterano ciclo Talía

Rosa Ruiz
ROSA RUIZSantander

El popular cómico Don Mauro se presenta en el Teatro Casyc con sus dos apellidos: Muñiz de Urquiza. Lo hace como responsable de posibilitar la comunicación entre las parejas a base de sentido del humor y con una obra, adaptada por Paco Mir, que lleva el libro 'Los hombres son de Marte y las mujeres de Venus' de John Gray a los escenarios de toda España. «Está claro que hombres y mujeres somos muy diferentes y creo que hay está precisamente la grandeza de la pareja», asegura.

La obra, que se presenta al público en forma de monólogo, el de una espacie de doctor que imparte un curso para hombres y mujeres y que pretende, según asegura este actor y pianista madrileño bien conocido por su humor irreverente y políticamente incorrecto. El objetivo no es otro que «hacer pasar un rato divertido al público y, sobre todo, presentar una serie de situaciones cotidianas desde la comprensión y nunca desde el rencor».

Lo que propone Gray en su libro es tanto una guía para la compresión (decodificación) de las actitudes y palabras del sexo contrario, como una propuesta que ayude a minimizar desde una perspectiva positiva las consecuencias del desacuerdo. Y en el escenario, «en ningún momento queremos posicionarnos ni a favor de los hombres ni a favor de las mujeres, aunque sí es cierto que exponemos una serie de situaciones que demuestran las diferencias entre ambos. Pero no debe sacarse de quicio, el hombre es mucho más despistado que las mujeres y lo demuestra en un buen número de situaciones, mientras que las mujeres responden de una forma mucho más detallista», explica el actor.

«Los tópicos existen porque son realidades que no dejan de repetirse»

¿Y eso no será un poco 'topicazo'?, se le pregunta. «Tal vez, pero los tópicos existen porque son verdad, porque son realidades que no dejan de repetirse. Creo que además todos podemos reírnos de nosotros mismos. Yo el primero», responde.

La adaptación que ya representó ayer en el Teatro Casyc y que esta noche volverá a ofrecer en el mismo escenario a las 21.00 horas, es, según él mismo señala, fiel al texto original, «aunque adaptado a la realidad española», una labor de Paco Mir, uno de los componentes de Tricicle, que dirige Edu Pericas.

«Aunque no es necesario ir acompañado por la pareja para disfrutar de la obra, yo sí lo recomendaría. Nuestra experiencia hasta el momento es que son los que más se ríen, los que mejor entienden las situaciones que ofrecemos y los que al final salen más felices del teatro», señala.

Mauro Muñiz de Urquiza fraguado en el género del monólogo se presenta solo en el escenario. Asegura que no echa tanto de menos a otros actores «porque estoy acostumbrado por mi faceta de cómico», una palabra, esta último que repite varias veces a lo largo de la entrevista en referencia a su profesión.

«La comedia es necesaria»

Hacer esta obra, dice que le da una gran «energía» y también que este tipo de textos le proporcionan una comunicación con el público que cree que no se dan en otro tipo de representaciones. «Ver sonreír a la gente y que siga con esa misma sonrisa cuando sale de la sala es una de las mayores recompensas para nosotros», por eso cree que «la comedia y sobre todo reírse es muy necesaria» en este país. «Ahí está el secreto de su éxito».

Sobre el monólogo de humor, un género que ha tenido un gran auge en España en las últimas décadas, Mauro Muñiz cree que aún tiene mucho futuro. «Es cierto que hay muchos monologuistas que en un momento tuvieron mucha fama y que lo han ido dejando porque hacerse sus propios guiones y luego representarlos es una tarea dura; pero así todo estoy convencido que el monólogo no desaparecerá porque es barato, antes lo harán los musicales, que son mucho más costosos económicamente», afirma.

En la actualidad, compagina los escenarios con la grabación de una nueva temporada de la serie 'Conquistadores' en la que interpreta el personaje de Juan Sebastián El Cano y, aunque está feliz de poder mostrar otro registro como actor más alejado de la comedia, insiste en que para él los escenarios y, sobre todo trabajar frente a un público «es algo más. Es droga dura. No creo que encuentres algún cómico que no le guste el teatro y el contacto con los espectadores».

¿Y no le gustaría descansar de la risa y del humor? «Estoy muy satisfecho con lo que hago y no creo que deje aparcada mi faceta de cómico, pero reconozco que no soy un actor que haya podido escoger mucho. No te creas que me ponen tantos guiones delante como para poder elegir».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos