Árboles mágicos y sanadores en el Fluviarium de Liérganes

Árboles mágicos y sanadores en el Fluviarium de Liérganes
Sane

Fundación Naturaleza y Hombre organiza una charla este viernes, a cargo de Azucena San Pedro

DM .
DM .Santander

'Los viernes del fluviarium' regresa con su programación este viernes con la charla 'Árboles sanadores'. Será Azucena San Pedro quien aborde esta conferencia que se centrará en el «poder mágico y sanador de los árboles autóctonos de nuestro entorno más próximo».

Organizada por la Fundación Naturaleza y Hombre (FNYH), la charla se inscribe en el proyecto LIFE Anillo Verde de la Bahía de Santander,

«En esos árboles que, a menudo, pasan desapercibidos, que no valoramos, que no conocemos, pero que nos acompañan y forman parte de nuestro paisaje, y que pueden contribuir a nuestra salud y bienestar, si conocemos todas sus propiedades medicinales«, ha indicado.

Descubriremos, continúa la ponente, «por qué eran mágicos y sagrados para todas las civilizaciones y culturas que nos antecedieron y, a la luz de los descubrimientos científicos, haremos una puesta en valor actualizada de su importancia sanadora«.

La actividad comenzará a las 19.00 horas, con entrada gratis, y además se hará una práctica de olfatoterapia con los asistentes.

El proyecto LIFE Anillo Verde de la Bahía de Santander, en que se inscriben esta charla, pretende dotar a los municipios en torno a la bahía de una red de áreas verdes a partir de espacios que, a pesar de su gran valor ecológico, se hallaban en estado de degradación.

El municipio de Liérganes, en concreto, aporta a esta red los Pozos de Valcaba, en Pámanes, que son una muestra muy destacada de laguna artificial creada a partir de los usos mineros de la zona, y que se encuentra ahora en muy buen estado de conservación.

El proyecto está coordinado por Fundación Naturaleza y Hombre con la colaboración de la empresa pública MARE, y se lleva a cabo gracias a la cofinanciación de la Comisión Europea por medio de su programa LIFE de conservación medioambiental, así como a la de la Consejería de Medio Ambiente del Gobierno de Cantabria y el apoyo de Fundación Biodiversidad, dependiente del Ministerio para la Transición Ecológica.