La radio corre por sus venas

Alumnos de la Escuela de Adultos de Santoña realizan desde hace una década el programa radiofónico 'Náufragos por vocación' en la emisora municipal

Participantes en uno de los programas de 'Náufragos por vocación'. /Ana Cobo
Participantes en uno de los programas de 'Náufragos por vocación'. / Ana Cobo
Ana Cobo
ANA COBOSantoña

Todos tuvieron las mismas sensaciones cuando se pusieron por primera vez delante del micrófono. «Yo soy muy espontánea pero el día que probé en la radio estaba súper nerviosa, casi no podía ni hablar. Me sentía cohibida». La frase es de Belkys aunque algo parecido le ocurrió a Transi, María Luisa, Cristina, José Luis, Ángeles...Se sintieron «pequeñitos» en su debut en las ondas pero, programa tras programa, han cogido confianza y se han enganchado a este medio de comunicación, que ha entrado en sus vidas para quedarse.

Lo descubrieron gracias al Taller de Radio puesto en marcha hace una década en el Centro de Educación de Personas Adultas (CEPA) de Santoña. Entonces, el profesor Ricardo Cuadrado, dio forma a este proyecto como una manera de que los alumnos se integrarán y formarán parte de las actividades de la comunidad. Con ese fin nació 'Náufragos por vocación' , un programa que se emite en directo los jueves cada quince días en Radio Santoña. De doce y cuarto a una de la tarde.

Está elaborado y locutado por los participantes del taller bajo la coordinación de María Sierra García, profesora de Lengua y Literatura en el CEPA. Ella tomó las riendas de esta iniciativa el pasado septiembre sin tener experiencia en este mundo. «Me están ayudando mucho los profesores que estuvieron antes, Marián y Cristina, así como los alumnos más veteranos». Entre todos proponen ideas, temas e invitados para dar contenido a los programas.

Transi es una de las participantes con más tablas. Lleva ocho años 'pegada' al micrófono. Cuenta que el taller tiene dos partes diferentes. Una es la que no traspasa las ondas. «La de preparación». Lo que en el argot de los profesionales se llama producción. Se refiere a buscar a la persona que entrevistarán y elaborar el cuestionario que van a realizarle. «La primero es contactar con el invitado que queremos llevar. Después, cada uno en nuestras casas pensamos las preguntas y las ponemos en común dos días antes en clase con la profesora. Además, el jueves del programa vamos a la radio media hora antes y hacemos otro repaso».

Y es que si algo les ha enseñado este medio es que no vale la improvisación. «Es bonito que sea un programa espontáneo, que no esté muy estructurado, pero tampoco podemos quedarnos en blanco y que no sepamos qué decir». Por eso, trabajan a fondo un guión que siempre queda abierto a las ideas que surjan en el directo.

Reconocen, sin dudar, que lo más complicado es encontrar personas interesantes para las entrevistas. «Al principio de curso pusimos en común ideas y temas y también los profesores del centro nos van diciendo cosas que se les ocurre». Apuestan por tratar temas culturales y sociales y no tocan, por decisión propia, nada que esté relacionado «con el fútbol y la política». Lo cierto es que consiguen invitados con historias curiosas y emotivas.

Los participantes del taller buscan invitados interesantes que quieren contar sus historias, experiencias y profesiones en el programa.
Los participantes del taller buscan invitados interesantes que quieren contar sus historias, experiencias y profesiones en el programa. / Ana Cobo

En estas últimas semanas han charlado en las ondas con un joven inmigrante de Camerún que contó su experiencia «al cruzar el estrecho y saltar la valla» para llegar a España y cómo empezó una nueva vida en Torrelavega, han ahondado en la faceta de dos poetas y sin moverse de Santoña 'viajaron' hasta Andalucía a través del relato de varias chicas de esta comunidad que residen en Cantabria. Hay temas que se les resisten. «Queremos traer a un peregrino y al director del albergue pero no hay manera». Aunque ellos miran hacia adelante. Para el próximo programa intercambiarán los papeles y serán ellos los entrevistados por alumnos de 1º de la ESO del Marismas que acudirán a la radio. Lo que no varía nunca es el rincón del poeta para presentar al entrevistado. Transi siempre prepara una poesía relacionada con el asunto que vayan a abordar. A veces la escribe ella y otras indaga en el poemario de reconocidos autores hasta dar con la que más se adecue.

Matrícula abierta

A lo largo de estos años han sido muchos los alumnos que se han incorporado al taller y otros los que lo han tenido que dejar. La matrícula está siempre abierta. Actualmente, el equipo está formado por Transi, Belkys, Cristina, María Luisa, José Miguel, Ángeles y Crispín. «Pero nos gustaría que nombraras en el reportaje a José Luis y Mari Paz que han venido muchos años pero, por determinadas circunstancias este curso no pueden participar, pero son parte nuestra». En el caso de José Luis confiesa que la radio al principio «impone», pero «pronto coges el gustillo. «Me dio mucha confianza porque me cohibía a la hora de hablar delante de algunas personas y ahora lo mismo me da hablar delante de una persona que de un millón». Este año lo ha tenido que aparcar pero reconoce que «lo he pasado muy bien».

Para María Luisa Herrera éste es su segundo año. «Era algo que quería hacer desde hace tiempo, lo que pasa es que tengo problemas de hipoacusia y no me atrevía». Todo cambió cuando le animaron a probar y «vi que podía perfectamente». A ella le apasiona la radio. «Desde niña siempre me ha gustado, tenía un transistor pequeño para mí sola y me ha hecho mucha compañía». Ahora es ella y su voz la que hace compañía a otros oyentes. «Cuando acaba el programa siempre lo vuelvo a escuchar en casa. Al principio, me sonaba mi voz muy rara pero la gente que escucha la radio me dice que se me oye muy claro, que vocalizo muy bien. Está siendo una experiencia muy buena». Les enorgullece saber que tienen oyentes fieles al otro lado de las ondas. «Antiguos náufragos y sabemos que a los mayores de la residencia de Santa Ana les encanta el programa».

Todos coinciden a la hora de destacar el apoyo que han recibido y reciben de la locutora de Radio Santoña, Gema Matanzas. «Es fabulosa con nosotros. La admiramos y no ha enseñado mucho», destaca Belkys. «Es una persona muy positiva y confía en nosotros, en que lo vamos a hacer bien y, eso, no da mucha seguridad». Como profesional del medio les da consejos y técnicas que ellos absorben como esponjas. «En la radio ni podemos hablar todos a la vez, ni puede haber de repente silencio porque sino el oyente puede pensar que se ha estropeado y cambia de emisora», explica Transi. La aportación de estos 'periodistas radiofónicos' también es reconocida por Matanzas que pone en valor que «hacen un radio sencilla, espontánea y muy creativa. Náufragos se ha convertido en una de las señas de identidad de Radio Santoña, es uno de los espacios más veteranos y aporta diversidad con sus voces y sus invitados».

 

Fotos

Vídeos