Camiones en el Pozo Pozmeo

Un camión circula por la entrada Sur de Reinosa, a su paso por Cuétara./
Un camión circula por la entrada Sur de Reinosa, a su paso por Cuétara.

Los vecinos de la zona advierten de los problemas causados por el tránsito de vehículos de gran tonelaje que acceden a la fábrica de Cuétara

BLANCA CARBONELLSantander

Una veintena de vecinos del entorno del Pozo Pozmeo de Reinosa han firmado un escrito presentado en el Ayuntamiento de la ciudad alertando "de los problemas que están generando los vehículos de transporte de mercancías que dan servicio a la fábrica Cuétara", situada en la entrada de Reinosa desde Matamorosa.

Según ellos, los vehículos, "desde hace muchos meses circulan, maniobran y estacionan en las calles que circundan el parque del Pozo Pozmeo, desobedeciendo la señalización vertical situada en la avenida de Castilla de prohibición de entrada a vehículos destinados al transporte de mercancías".

Los vecinos consideran que, "la gran envergadura y el tonelaje de estos camiones suponen un riesgo para los usuarios de estas vías", y señalan que, "este tipo de vehículos, tráilers de cinco ejes con longitudes superiores a quince metros, realizan maniobras de estacionamiento, marcha atrás y cambio de sentido en la plazoleta de entrada al parque, obstruyendo en numerosas ocasiones la entrada al mismo". Consideran por otro lado que, "una zona residencial junto a un parque público no es el lugar apropiado para realizar estas maniobras y que un pequeño fallo o distracción podría poner en peligro la integridad física de los peatones y conductores que circulan habitualmente por la zona".

Por otro lado, estiman los vecinos del Pozo Pozmeo que al menos son seis los camiones que circulan por la zona cada día lo que según ellos, "está provocando un progresivo deterioro de la vía pública".

Especifican en el escrito que en distintas calles de la zona, "se han generado en los últimos meses numerosos baches, deformaciones y hundimientos".

Como solución apuntan que existe, "un itinerario habitual más corto y menos perjudicial por la carreterade acceso a la zona de Los Páramos, utilizado desde siempre y que muchos transportistas continúan utilizando".

Por su parte, el Ayuntamiento de la ciudad ha informado que está "buscando soluciones que conformen una alternativa viable y aceptada por todas las partes a las que, en un momento, les pueda afectar la trayectoria que adoptan estos vehículos para salir del municipio. El bien común debe ser el que impere en la adopción de dichas soluciones".

Así, y en este sentido, se ha solicitado el parecer de la Policía Local como entidad responsable de la seguridad vial de la ciudad. En un informe remitido por este organismo se afirma que el fin de la señal aludida "es conseguir que los vehículos que vengan de paso utilicen las carreteras exteriores en lugar de transitar por el casco urbano, no prohibiendo, por tanto, el acceso a los vehículos de transporte de mercancías que necesiten acceder a industrias o comercios y no tengan itinerarios alternativos para hacerlo por el exterior".

Continúa el informe puntualizando que "los vehículos que utilizan las calles objeto de la queja para realizar el cambio de sentido son, casi en su totalidad, los que abastecen y transportan la producción de la fábrica de galletas Cuétara y lo hacen para evitar cruzar todo el casco urbano, que supondría mayor perjuicio para la fluidez del tráfico, y ante la imposibilidad de girar a la derecha en sentido Matamorosa, ya que la longitud de los vehículos y el reducido espacio de la zona de giro, les impide realizar esta maniobra cuando salen de la calle de Los Páramos".

"No infringen señal de tráfico alguna"

Considera la Policía Local que, las calles por donde circulan los camiones para realizar la maniobra "no tienen ninguna señal que prohíba la circulación, por lo que no infringen señal de tráfico alguna". Así mismo, su paso por el casco urbano hasta la salida norte se considera según ellos, "mas perjudicial tanto para el pavimento como para la circulación".

Por otro lado, desde Cuétara se ha comunicado a la Policía Local la "imposibilidad en la tesitura actual de utilizar otro recorrido debido a las dimensiones de los camiones".

Integrantes del equipo de gobierno han mantenido encuentros con vecinos de la zona en los que han estado presentes técnicos municipales para consensuar una solución. Según informa el Ayuntamiento, "no se apreciaron desperfectos en el firme de las calles aludidas y, en ese momento, se estimó que el paso de seis a diez camiones diarios, tal y como confirmó la empresa, no influían en el estado de los viales". No obstante, el Consistorio informa de que se seguirá observando el estado del pavimento con asiduidad.

El Consistorio recuerda finalmente que, "no se debe olvidar que la vía pública es de todos y que es importante facilitar la actividad de una empresa en la que trabajan muchos vecinos de este municipio".

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos