La capataz forestal cántabra Rosaura Campuzano recibe la Orden del Mérito Civil

La capataz forestal cántabra Rosaura Campuzano recibe la Orden del Mérito Civil
casa Real

Fue la primera mujer que accedió a las cuadrillas forestales hace 33 años,

DM .
DM .Santander

La cántabra Rosaura Campuzano, conocida por sus allegados como Chaori, fue la primera mujer que accedió a las cuadrillas forestales hace 33 años, una vida dedicada al monte que hoy ha sido reconocida por el rey con la Orden del Mérito Civil como símbolo del compromiso de «tantos españoles que luchan contra el fuego y quieren a la naturaleza».

Son los valores que ha destacado la Casa Real de esta capataz forestal en Cabúerniga, condecorada este miércoles por Felipe VI junto a otros 40 españoles con motivo del quinto aniversario de su llegada al trono, informa EFE

Rosaura Campuzano está al mando de la cuadrilla 202, integrada por dos mujeres y cinco hombres. Tiene 58 años y todavía recuerda cuando, recién acabado el Bachillerato, «se tiró al monte» para ayudar a confeccionar el inventario nacional forestal. Y aquel medio que amaba se convirtió en su vida.

Casada y madre de una hija de 28 años, la lucha contra el fuego y la preservación de la naturaleza son sus grandes objetivos, aunque sabe que no son fáciles.

Aún se acuerda de un incendio en el monte Correpoco. Tras un intenso trabajo para apagar las llamas y cuando ya estaban repartiendo bocadillos una imprevista galerna las reavivó. Salieron como pudieron hacia el área ya quemada y lucharon hasta controlar el fuego en la mañana siguiente.

El Gobierno de Cantabria ha felicitado al colectivo de operarios, agentes del medio natural, técnicos y emisoristas del operativo de lucha contra incendios forestales de la Dirección General de Medio Natural por la condecoración entregada hoy por Felipe VI a Rosario Campuzano.

En un comunicado, se ha sumado a este reconocimiento al colectivo y ha destacado la importancia de los miembros de este operativo, que son «fundamentales», ha subrayado, en la lucha contra los incendios forestales en la comunidad autónoma, el desarrollo de las políticas públicas de conservación y la mejora del patrimonio natural de Cantabria

Rosario es delegada y afiliada de la Federación de Empleados de los Servicios Públicos (FeSP) de UGT, que ha también ha expresado «su orgullo» por esta distinción.

«Chaori no sólo es para nuestro sindicato una pieza indispensable en la lucha de los derechos laborales sino también un ejemplo para el colectivo de mujeres trabajadoras, ya que ella y unas pocas compañeras más abrieron el camino para que la presencia femenina sea una realidad en una profesión altamente masculinizada», subraya en un comunicado la sección sindical de UGT en el Gobierno de Cantabria.

Y añade que «con independencia de diversas opiniones sindicales y políticas, debemos de sentirnos orgullosos de que se tenga en cuenta el trabajo de hombres y mujeres que diariamente se emplean en conservar la riqueza natural de nuestra tierra porque esta condecoración reconoce la proeza del trabajo constante en la defensa de nuestro ecosistema».

«Desde UGT, gracias con mayúsculas a todos y todas los que estáis ahí: operarios y capataces de montes, escuchas de emisora, técnicos de montes, agentes del medio natural y, en general, todos y todas los empleados públicos de la Dirección General del Medio Natural», concluye el sindicato.

Durante la entrega de las órdenes del mérito civil en el Palacio Real de Madrid, Felipe VI ha afirmado que las personas condecoradas son las que muestran esa «senda de la convivencia», según ha resaltado el monarca, quien no ha hecho referencia explícita en ningún momento a asuntos concretos que pueden afectarla como la situación en Cataluña.

Sí ha reiterado la vocación integradora de la Corona, su independencia y neutralidad, así como su promesa de ejemplaridad, dignidad, integridad y capacidad de sacrificio y entrega sin reservas a España que hizo el día de su proclamación ante las Cortes.

Un servicio a todos los españoles que ha asegurado que desde el primer momento ha guiado todas sus actuaciones como jefe del Estado y una responsabilidad que ha recalcado que va unida «a una confianza plena en nuestro destino colectivo en democracia y libertad».

El rey ha instado a mirar al futuro con ilusión, orgullo y determinación, con la confianza que da la voluntad de los ciudadanos de vivir en concordia y seguir dando pasos hacia un futuro de mayor bienestar y progreso.

El ejemplo de los condecorados le ha llevado a afirmar que demuestran que España es un gran país, capaz de superar las adversidades, avanzar y progresar.

«Un país generoso -ha apostillado-, lleno de vitalidad y comprometido con los valores democráticos que, por todo ello, no debe temer al futuro».

Felipe VI ha añadido que España es una nación de personas solidarias y comprometidas con el destino de sus semejantes, generosa, abierta y con gran empuje en la comunidad internacional.

«Somos un país que abraza al mundo, que se responsabiliza con una humanidad que deseamos en paz y en concordia y por la que trabajamos en todos los foros internacionales», ha añadido.

El rey ha felicitado a todos los condecorados tras haberles entregado personalmente una a una sus distinciones y ha resaltado que hayan dado muestra de un compromiso excepcional con toda la sociedad y que sean la expresión de los mejores valores humanos y un orgullo para España.

También ha elogiado su coraje y valentía y que hayan actuado en todo momento sin esperar nada a cambio.

Por todo ello, el jefe del Estado ha mostrado su convencimiento de que se han convertido en una referencia ética y moral para las instituciones y ciudadanos españoles.