Caldos Bélicos

Caldos Bélicos
DM
Guillermo Balbona
GUILLERMO BALBONASantander

«Un buen vino es como una buena película: dura un instante y te deja en la boca un sabor a gloria». No lo dijo uno de esos enólogos que ahora despiertan pasiones en las revistas especializadas o recorren el mundo como gurús sibaritas. Fue Fellini quien expuso este pensamiento sobre sensaciones compartidas.

Cine y vino, fotogramas y bodega, cosecha cinematográfica y vendimia han discurrido entrelazados en instinto y paladar. Drama, comedia, brindis o celebración, de 'Días de vino y rosas' a 'Un buen año', de 'Un paseo por las nubes' a 'Encadenados', de 'Entre copas' a 'Mondovino'.

Ficción y documentalismo, anécdotas y ambientación conforman esta particular bodega de fotogramas regados, envueltos en un bouquet de cinefilia y viñedo. 'Guerra de vinos', bendecida por la primera cata crítica de Sundance, resultó una ejemplar añada para certificar la confluencia de vino y cine.

Un británico expatriado que vive en París y propietario de una tienda de vinos, pretende demostrar a los parisienses la calidad de los caldos provenientes de otras partes del mundo. Una empresa muy soñadora proyectada en los setenta en el Valle de Napa y la localidad de Calistoga es el eje argumental de una historia sobre la que ha pululado siempre la mezcla de realidad y leyenda.

Cinta de raíz independiente, destaca por la interpretación de Alan Rickman. El cineasta de 'Dos caraduras y un plan', Randall Miller, logra con fino paladar combinar los caldos y géneros entre la sátira, el humor británico y los lugares comunes. Colisiones de mentalidad y conducta, con Europa y EE UU al fondo, se suceden en torno a un conflicto de viticultura en el que se aúna lo instructivo y lo amable.

El Chateau Montelena pone nombre en pantalla al paisaje de los enólogos entre parodias, alocados catadores y algunas gotas sensoriales que apelan al sabor a roble y nunca llegan a manchar el filme. Vinos franceses y sus primos californianos en una competición de zumos viejos y jóvenes con denominación de origen cinematográfico.

Bottle Shock. Director: Randall Miller.Año: 2008. Duración:110 minutos. País: EE UU Intérpretes: Alan Rickman, Chris Pine, Bill Pullman, Rachael Taylor
Bottle Shock. Director: Randall Miller.Año: 2008. Duración:110 minutos. País: EE UU Intérpretes: Alan Rickman, Chris Pine, Bill Pullman, Rachael Taylor

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos