Ábalos y Mazón firman el calendario de inversiones para Cantabria a cambio del apoyo del PRC a Pedro Sánchez

José María Mazón, a la izquierda, junto a José Luis Ábalos, durante la rúbrica del documento. /DM
José María Mazón, a la izquierda, junto a José Luis Ábalos, durante la rúbrica del documento. / DM

El documento, que no contempla cifras presupuestarias ni la 'alta velocidad', recoge el compromiso de las conexiones ferroviarias con Madrid y Bilbao, el apoyo a La Pasiega y el pago de la deuda de Valdecilla en los próximos cuatro años

José Carlos Rojo
JOSÉ CARLOS ROJOSantander

No ha sido una negociación fácil, ni rápida; pero en tres páginas el documento contiene el compromiso del futuro Ejecutivo de Pedro Sánchez con los plazos para impulsar las infraestructuras de competencia estatal en Cantabria. Y ha sido ese detalle, el de la inmediata puesta en marcha de las obras, el que ha vertebrado un texto que sin embargo no concreta presupuestos y en el que no figura el término alta velocidad. Firmado esta mañana de jueves por el secretario de Organización del PSOE, José Luis Ábalos, y el diputado en el Congreso por el Partido Regionalista de Cantabria (PRC), José María Mazón, contempla las conexiones ferroviarias de Santander con Madrid y Bilbao; el apoyo a La Pasiega y el pago de la deuda de Valdecilla en los próximos cuatro años. Todo para asegurar, como dice el texto «la investidura de Pedro Sánchez como presidente y la formación del futuro Gobierno de Cantabria».

En PDF

«El resultado es muy satisfactorio y espero que en esta legislatura todos estos compromisos se plasmen como realidades y que avancen por fin las inversiones que se han ido demorando a lo largo del tiempo», valoró el diputado regionalista en el Congreso.

El documento establece compromisos que Sánchez deberá comenzar a cumplir de manera inmediata si logra formar Gobierno. Es el caso de la conexión ferroviaria entre Santander y Madrid, cuyo primer tramo –Palencia-Alar del Rey- será licitado a finales de este año. Antes de que concluya 2019, será sometido a información pública el estudio informativo del trazado entre Alar del Rey, Aguilar de Campoo y Reinosa, aunque en este caso el plazo está condicionado al cumplimiento de los requisitos medioambientales preceptivos. El objetivo es que la aprobación definitiva y la licitación de los proyectos esté lista en 2020, para adjudicar las obras a finales de 2022. Aunque en ningún caso se utiliza el término alta velocidad en todo el documento. Mazón justifica este léxico en el hecho de que el término alta velocidad, velocidad alta o altas prestaciones es una cuestión técnica -y la velocidad máxima dependerá de los trazados- y que lo importante es que serán tres horas a Madrid. En este sentido, recuerda que el trazado entre Palencia y Reinosa será nuevo y por lo tanto «suficiente para ir a toda pastilla» para cumplir con esos tiempos. Para esas tres horas, el diputado regionalista considera muy importante la duplicación de vía entre Santander y Torrelavega porque permitirá «una gestión de la vía mucho mayor». El documentos firmado hoy señala que entre finales de 2019 y el primer trimestre de 2020 deben estar licitados los poryectos, para finalizar las obras antes de que concluya 2022. Y está recogida la puesta a punto «a la mayor brevedad» de todas las instalaciones entre Torrelavega y Reinosa, especialmente la catenaria.

No hay presupuestos concretos para este tren a Madrid, aunque Mazón reconoce que se han manejado cifras, porque lo importante es ponerlo en marcha y los costes dependerán de los estudios informativos.

Sobre la conexión Santander-Bilbao, el futuro Gobierno socialista impulsará ante las instituciones europeas su inclusión en el Corredor Ferroviaria Atlántico para 2023. En esa fecha tendrán que estar redactados los proyectos, para lo cual este año se licitará el estudio informativo correspondiente, con el fin de someterlo a información pública en 2021.

Los requisitos del tren a Bilbao

Los requerimientos traen compromisos asociados. El proyecto deberá cumplir 3 cuestiones: una duración aproximada de 40 minutos en tránsito sin paradas intermedias entre Santander y Bilbao, estaciones adicionales en Colindres-Laredo y Castro Urdiales y una solución que permita el tráfico mixto de pasajeros y mercancías «con las mismas características técnicas que la Y vasca».

El acuerdo recoge además el Plan de Cercanías, conforme al cronograma ya previsto hasta 2022 y la previsión de priorizar la inversión en reparación, mejora y modernización de la red «en las cantidades comprometidas».

Vía libre para el polígono de La Pasiega

El Centro Logístico de La Pasiega es otra de las reivindicaciones regionalistas detallada en este documento, que establece la colaboración del Gobierno en el desarrollo de una base logística zonal que permita la intermodalidad entre el transporte por carretera, el marítimo, el ferroviario y el aéreo. Para ello, el Ejecutivo instará a sus empresas públicas y a Puertos del Estado para que desarrollen una estación de clasificación intermodal, como espacio de extensión de las áreas de influencia portuaria, hoy limitadas por la presión urbana y la decisión de no proceder a ningún relleno adicional de la Bahía de Santander.

En cuanto a la deuda de Valdecilla, los Presupuestos Generales del Estado contendrán una partida nominativa para hacerle frente «en un máximo de 4 años» y «por el coste total de las inversiones realizadas en el hospital como consecuencia de la catástrofe ocurrida el 2 de noviembre de 1999». En el documento no se recoge una cifra concreta aunque el PRC siempre ha hablado de 121 millones de euros. José María Mazón ha hecho incapié en que se optó por la formulam «coste real de las inversiones» porque engloba todo lo que se ha podido gastar y refleja «el compormiso políticode asumir el conjunto de la deuda».

Finalmente y en materia de carreteras, se ha formalizado el compromiso de agilizar las actuaciones para finalizar el proyecto I en ejecución del Desfiladero de La Hermida, la tramitación del expediente de contratación del proyecto II, el tercer carril Santander-Torrelavega y Laredo-Bilbao, la variante de Lanestosa, los puertos de Los Tornos y San Glorio, el enlace de Quintanilla de Las Torres en la Autovía de la Meseta y los tramos pendientes de la autovía entre Burgos y Aguilar de Campoo.

.