Cantabria tendrá una ayuda estatal de 27 millones para comprar o alquilar vivienda

Cantabria tendrá una ayuda estatal de 27 millones para comprar o alquilar vivienda
Javier Cotera

La cuantía aprobada hoy por parte del Estado se incrementa un 44% y Cantabria deberá aportar 8 millones adicionales a la financiación del plan

DM .
DM .Santander

Cantabria contará con una ayuda estatal máxima de 27.417.000 euros para destinarlas a subvenciones para alquilar o comparar en el marco del Plan Estatal de Vivienda 2018-2021. Este importe representa un incremento de más de 12 millones de euros con respecto a la cuantía máxima establecida en el anterior Plan de Vivienda 2013-2016, que ascendió a 15.298.040 euros en el caso de Cantabria. Es decir un 44% más.

El reparto de los fondos estatales ha sido acordado en el marco de la Conferencia Sectorial de Vivienda, Urbanismo y Suelo que se ha celebrado hoy bajo la presidencia del ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, y a la que han acudido los consejeros competentes en la materia de las comunidades autónomas, entre ellos el cántabro José María Mazón, y de las ciudades de Ceuta y Melilla.

Para poder acceder a estos 27,4 millones, Cantabria, como el resto de comunidades, deberá aportar una financiación adicional al Plan de fondos porpios que asciende a 8 millones de euros y que supone el 30% del plan para la comunidad.

El consejero de Obras Públicas y Vivienda de Cantabria se ha mostrado satisfecho con la asignación y ha destacado que, en el reparto de los fondos para los próximos cuatro años, la región «sale favorecida» ya que le ha correspondido el 1,90% del presupuesto cuando su población es del 1,33%.

NO obstante, ha reconocido que hay algunos aspectos le generan «dudas» en cuanto a su efectividad, como son la ayuda dirigida a jóvenes menores de 35 años para la adquisición de viviendas por un precio inferior a 100.000 euros, en municipios de menos de 5.000 habitantes, que a su vez ganen menos de tres veces el Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (IPREM). Y es que, en su opinión, incluyen «muchos requisitos» que en la práctica van a hacer muy complicado que quienes los reúnan pueda obtener un préstamo para la compra de la vivienda.

El nuevo plan cuenta con una dotación estatal para todo el país de 1.443 millones de euros. Este importe arroja un incremento del 62,46% con respecto a la dotación presupuestaria de los ejercicios correspondientes al plan 2013- 2016 (888 millones de euros). La gestión de las ayudas del plan corresponderá, como en los anteriores, a las comunidades autónomas y a las ciudades de Ceuta y Melilla.

La colaboración entre ellas y el Ministerio de Fomento se instrumentará mediante los convenios correspondientes, en los que se establecerá la previsión de financiación a aportar en cada anualidad por la Administración General del Estado, así como los compromisos de cofinanciación de las actuaciones que, en su caso, asuma la comunidad autónoma o ciudades de Ceuta y de Melilla.

Mazón ha explicado que el presupuesto asignado a Cantabria deberá distribuirse ahora «de la mejor manera» entre los diferentes programas del Plan y ha planteado al ministro de Fomento la posibilidad de contemplar el Fondo de Eficiencia para que, a la hora de asignar el reparto a las diferentes comunidades autónomas, aquellas que sean «más eficientes» en su gestión puedan recibir un incremento presupuestario, a costa de aquellas que no cumplan sus objetivos.

En este sentido, ha ensalzado que Cantabria, en estos momentos tiene un grado de cumplimiento superior al 97% respecto de los fondos transferidos por el Estado en el Plan Anterior (2013-2016).

El consejero ha señalado que el nuevo Plan Estatal 2018-2021 incluye aspectos que el Gobierno de Cantabria valora de manera «muy positiva», gracias en parte a la inclusión de las sugerencias que se habían trasladado desde la Dirección General de Vivienda, y ha confiado en que la aprobación y firma del convenio con el Ministerio se lleve a cabo cuanto antes para que «el dinero llegue lo antes posible» y continuar dando pasos «contundentes» en materia de vivienda.

En cuanto al propio contenido del plan, a pesar de algunos cambios que se han introducido a última hora, el consejero ha transmitido su satisfacción por los programas de rehabilitación y regeneración urbana, que se encuentran en «buena línea» con los de Cantabria.

Finalmente, el consejero ha explicado que, aunque el nuevo plan incorpora una novedad en cuanto a la obligatoriedad por parte de las comunidades de cofinanciar las actuaciones del Plan, Cantabria «asumirá su parte» porque no va a poner «nunca» en riesgo cualquier tipo de inversión que provenga del Gobierno central.

 

Fotos

Vídeos