Todas las cuencas se encuentran en niveles normales

Todas las cuencas se encuentran en niveles normales

El tiempo da una tregua hasta el domingo, lo que permitirá los trabajos de urgencia y la evaluación de daños

Pilar Chato
PILAR CHATOSantander

Aunque la situación está «relativamente estabilizada», no se ha bajado la guardia y se continúa haciendo un estricto seguimiento de riesgos tanto a la evolución del clima como de los argayos y de las laderas, ya que la tierra sigue moviéndose en algunos puntos, como prueban los nuevos argayos de hoy en Cieza. Así lo explicaba el consejero de Presidencia, Rafael de la Sierra, quien señala que las labores de consolidación y limpieza están permitiendo contener el agua y abrir viales y accesos a viviendas y poblaciones.

Según las mediciones de la Confederación Hidrográfica del Cantábrico todas las cuencas de Cantabria se encuentran en niveles normales con tendencia a la estabilización y bajada del caudal, y no hay avisos por fenómenos meteorológicos adversos previsto por parte de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), aunque se anuncian, de nuevo, lluvias intensas para la próxima semana que podrían regresar el domingo y continuar hasta el miércoles. En este sentido, el consejero ha destacado que se está controlando «continuamente» la situación meteorológica y la evolución de los ríos. «No hay que levantar la guardia», ha concluido.

El responsable de Aemet en Cantabria, José Luis Arteche, ha recalcado que las lluvias de los últimos tres días han dejado en nuestra Comunidad cantidades «muy altas» de precipitación, alcanzando en algunos puntos más de 200 litros por metro cuadrado, cifras «muy superiores» a las habituales para todo el mes de enero. La intensa lluvia sumado al deshielo de la nieve, ha propiciado la subida del caudal de los ríos desde sus cabeceras.

En la reunión celebrada esta mañana en la Delegación del Gobierno presidida por Pablo Zuloaga y con miembros de los departamentos de la Administración del Estado, uno de los temas tratados ha sido la conservación y mantenimiento de los ríos. Desde aquí se explica que la «gran precipitación acumulada en un corto espacio de tiempo», especialmente en las cabeceras de los cauces, ha hecho que los ríos hayan llegado a sus partes medias y bajas con un cauce muy superior al habitual.

Estas lluvias ininterrumpidas durante tres días consecutivos han arrastrado gran parte de la madera que se ve estos días en el agua, explican los técnicos, quienes indican que hay que esperar a que baje el caudal de los ríos para poder valorar las defensas de los márgenes y puentes, aunque ya se sabe que no ha caído ninguna estación de medición de caudales.

Aemet prevé para este sábado cielos nubosos al principio en el noreste, tendiendo a poco nuboso. En el resto, poco nuboso con intervalos de nubes altas aumentando al final del día a nuboso. No se descartan al principio lluvias débiles y dispersas en el litoral oriental, ni nieblas matinales en el tercio sur. El domingo la cosa cambia. Hay alerta naranja en la costa por fenómenos adversos (viento y olas) y se esperan cielos cubiertos con lluvias y chubascos generalizados que podrían ser localmente fuertes en el litoral. Cota de nieve en torno a 1100-1200 metros, descendiendo hasta 800-900 metros