El arte se detiene en el cuerpo humano

El arte se detiene en el cuerpo humano

El Archivo Histórico acoge hasta final de año 'Valgo mi peso en oro', veinte obras de la Colección Norte

Lola Gallardo
LOLA GALLARDOSantander

'Valgo mi peso en oro' muestra en el Archivo Histórico Provincial, en el edificio de la Biblioteca Central de Cantabria, veinte obras de la Colección Norte inspiradas en el cuerpo humano. La exposición, que se puede visitar hasta final de año, está comisariada por Marta Mantecón. Se trata de la tercera muestra realizada con los fondos institucionales, tras las propuestas de Luis Alberto Salcines y Carmen Quijano, centradas en la geometría y la identidad.

Esta exposición plantea una reflexión sobre las implicaciones estéticas y políticas de la representación del cuerpo en la Colección Norte, a través de una serie de piezas que abordan su materialidad desde un posicionamiento multidisciplinar, en un momento en que las nuevas formas de relación a distancia, mediadas por la dependencia hacia las tecnologías digitales, ha vuelto obsoleta la noción del cuerpo, provocando su paulatina desaparición, al menos en lo que respecta a su presencia física y material.

La representación del cuerpo ha sido una constante en el arte a lo largo de su historia. «Sabemos que los cuerpos no nacen, sino que se hacen. Son una construcción simbólica que desvela repeticiones de patrones normativos de las mismas variables de sexo/género, especie, raza y clases, reproducidas una y otra vez como resultado de las dinámicas del poder», explica la comisaria de la exposición.

A partir de esta máxima, los artistas que vertebran este nuevo proyecto han problematizado sobre estas cuestiones desde diferentes puntos de vista sobre el cuerpo: el cuerpo valioso (Amaya González), el caduco (Fernando Navarro), el diseccionado (Ángeles Agrela), el híbrido (Marina Núñez), el encarnado (Equipo ACAI, formado por Laura Escallada, Laura Irizábal y Zaida Salazar), el cuerpo en metamorfosis (Soledad Córdoba), el abatido (José Cobo), el vulnerable (Victoria Diehl), el censurado (Zaira Rasillo), el ausente (Sandra Rocha), el proscrito (Daniel Gutiérrez), el disidente (Aaron Johnson), el cautivo (Concha García), el simbólico (Laura Torrado), el presente (Marina Abramovic), el que se expande (José Luis Vicario), el cuerpo como huella (Juan Navarro Baldeweg) o el cuerpo como mascarada (Jorge Galindo). Se trata, en suma, de hacer presente el cuerpo y situarlo de nuevo en escena como campo de batalla o dispositivo productor de enunciados, portador de un mensaje político e identitario que posibilita la construcción de una obra siempre inacabada.

El título procede de una de las obras incluidas en la muestra, de Amaya González Reyes, una peana dorada de 63 kilos inscrita con el epigrama 'Valgo mi peso en oro', cuyo precio corresponde al de su peso en oro en el momento de la venta, aludiendo irónicamente a su propia práctica como artista, pero también al valor del cuerpo en la sociedad actual. La muestra se inicia cronológicamente con la escultura de 1990 'Ícaro visto bajo tierra', de José Cobo, que muestra a un hombre desnudo que oculta su rostro con las manos mientras sus piernas parecen haberse hundido en la tierra, y llega hasta 2010, año en que fueron realizadas la pintura 'Bleeding Heart', del artista estadounidense Aaron Johnson, o la fotografía 'Bed', de Sandra Rocha, que presenta un retrato íntimo donde la cama deshecha y vacía parece aludir al cuerpo ausente que, sin embargo, deja su impronta en el espacio. En el recorrido, una veintena de obras de distintas disciplinas -pintura, dibujo, fotografía, escultura e instalación-.

La Colección Norte, el fondo de arte contemporáneo creado en 1996 por el Gobierno de Cantabria, se compone actualmente de más de mil obras de diferentes lenguajes artísticos. Durante los últimos años marcados por la crisis los sucesivos gobiernos regionales dejaron aparcadas las compras de arte, y la colección- también integrada por obras premiadas en certámenes y algunas donaciones-, no creció significativamente.

 

Fotos

Vídeos