«'El teatro de papel' no quiere ser el clásico libreto, sino algo atractivo para los niños»

Pedro Martínez, autor de 'El teatro de papel'./María Gil Lastra
Pedro Martínez, autor de 'El teatro de papel'. / María Gil Lastra

Pedro Martínez presenta esta tarde en la Librería Gil su libreto de teatro infantil, integrado por tres entremeses e ilustrado por Fresia Puente

ASER FALAGÁN

No es microteatro, aunque sí entremeses preparados para una puesta en escena de unos veinte minutos. Es teatro infantil, que no infantiloide, y un proyecto cultural, docente y muy personal: el de Pedro Martínez.Tres obras de teatro infantil, pensadas especialmente para niños de entre ocho y doce años que el maestro del Colegio Público 'José RamónSánchez' escribió en principio para sus alumnos, buscando trascender la clásica y gastada representación de Navidad o fin de curso, y que ha gestado algo mucho más ambicioso y afectivo.

Tres obras ilustradas por Fresia Puente y pensadas para que los escolares no solo disfruten con el teatro conociéndolo de primera mano, sino que se sientan protagonistas del hecho cultural, se familiaricen con el lenguaje y, sobre todo, lo pasen bien con historias pensadas para ellos, llenas de humor y entroncadas con la materia curricular.Y es que detrás del novel dramaturgo hay un veterano docente.

'Leonardo y la Mona Lisa', 'Altamira' y 'El descubrimiento de América' son los tres títulos que recorren un libreto nada clásico que aprovecha para implantar algunos conceptos en los escolares sin olvidar el nexo de unión con Cantabria.Porque si de algún modo está planteado 'El teatro de papel' es desde una perspectiva práctica. Son obras pensadas con y para los jóvenes, destinadas no a adornar un anaquel, sino a ponerse en escena, y nacidas del escaso material, de la escasa literatura, de la que disponen los docentes para llevar el teatro a las escuelas, en lo que es no ya una apuesta personal de Martínez –que también–, sino de todo su centro.

Los autores compartirán su experiencia a partir de las siete de la tarde en el espacio culturalde la Plaza Pombo

Todo esto es lo que se presentará hoy a las siete de la tarde en la Librería Gil, donde Pedro Martínez y Fresia Puente hablarán de este colorido –en todos los sentidos– trabajo. La publicación tendrá así una simbólica fecha de nacimiento, aunque ya está a la venta desde hace varios días en los puntos de venta habituales, incluida la propia Librería Gil, a un precio de quince euros. Y lo harán arropados por otras personas que han participado o apoyado de uno u otro modo la edición.

«Yo tenía escritas las tres obras y Fresia me propuso colaborar ilustrándolas si las publicaba, así que la idea de la publicación surge en realidad de ella», reconoce el polifacético Pedro Martínez, que a su trayectoria docente y su faceta como cantautor suma ahora la de dramaturgo aficionado. Y de nuevo tiene como aliada a una Fresia Puente que ya ilustró la portada de su último disco.

Un planteamiento diferente

En esta ocasión su objetivo era múltiple: publicar las obras, ofrecer un material pensado en código abierto, para que todos los docentes y compañías que trabajen con niños lo utilicen libremente y, sobre todo, que resultara atractivo al que debe ser su principal público: los propios escolares.Tanto por su continente como por el contenido.

«Tratamos de hacer entre los dos algo que se saliera del clásico libreto, de modo que en lugar de darle un aspecto tan sobrio optamos por hacerlo más atractivo para los niños a través de las ilustraciones. Y así salió el 'Teatro de papel', para lo que también ha ayudado mucho la colaboración de Sol Cultural».

La mención no es casual, porque ha sido la asociación cultural santanderina la que, decidida a reimpulsar su faceta editora, ha financiado el trabajo y hecho posible en última instancia –desde el punto de vista pecuniario, por respetar la literalidad del mensaje– que el teatro de papel pasara de los papeles de Martínez al offset. Y que espera no quedarse así sino tener un recorrido mucho más amplio. O marcar el camino. O al menos sentar un precedente.

«Es un proyecto que se entronca dentro de algo más amplió: el que se ha implicado el Colegio Público'José Ramón Sánchez' para integrar el teatro en la escuela de una forma más intensa», explica el autor, que también tiene clara una premisa: las obras son para representarse, de modo que cualquiera puede sentirse libre de llevarlas a la escena. Y apoyar así lo que es además «un proyecto de innovación educativa» de su centro. Y una buena forma de presentar al teatro a los niños.Y viceversa.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos