Rugby

La derrota más extraña del Aldro Independiente

Dani Mañero se tira en plancha para conseguir un ensayo. /Celedonio Martínez
Dani Mañero se tira en plancha para conseguir un ensayo. / Celedonio Martínez

En un partido loco, los verdes perdieron ante el UBU Colina un choque que dominaron con claridad en la primera parte y en el que se sobrepusieron a la remontada burgalesa

Marco García Vidart
MARCO GARCÍA VIDARTSantander

Más de un aficionado verde aún se lo estará preguntando '¿Qué ha pasado? ¿Por qué hemos perdido?'. Porque el encuentro de este domingo en San Román entre el Aldro Energía y el UBU Colina Clinic se resolvió de la forma más extraña y, además, dramática para los verdes. Un ensayo en la última posesión dio el triunfo a los burgaleses en un partido loco, en el que los cántabros dominaron a placer en la primera parte, los castellanos remontaron en la segunda, los verdes volvieron a ponerse por delante a cinco minutos del final y los de Burgos, con ese postrero ensayo, ganaron en San Román.

27 Aldro Energía Independiente

omínguez, Court, Medina, González, Mora, Martín, Soria, Moreno, Mariano García, Zabalegui, Palmieri, Mañero, José García, Sánchez y Poet. También jugaron: Barros, Bulacio y Giribert.

31 UBU Colina Clinic

Van den Berg, Carvajales, Pisapia, Guido, Ascroft-Leigh, Wagenaar, Snyman, Talalei, Herreros, Calle, Molinero, López, Bianco, Masuyama y Kleynhans. También jugaron: González, Caballero, Aristemuño, África, Rocamán, Domínguez y Sirvent.

Marcador:
m.5: 3-0 (Mariano García); m.11: 6-0 (Mariano García); m.19: 11-0 (Mañero); m.19: 13-0 (Mariano García); m.26: 13-3 (Calle); m.28: 18-3 (Mora); m.28: 20-3 (Mariano García). Descanso. m.41: 20-6 (Calle); m.53: 20-11 (Kleynhans); m.53: 20-13 (Calle); m.57: 20-18 (Kleynhans); m.57: 20-20 (Calle); m.64: 20-23 (Calle); m.71: 20-26 (Calle); m.75: 25-26 (Palmieri); m.75: 27-26 (Mariano García); m.80: 27-31 (Caballero).
Árbitro:
Pedro Montoya (c. vasco). Amonestó con tarjeta amarilla al jugador del Aldro Energía José García.
Incidencias
Décimo cuarta jornada de la División de Honor. Campo de San Román. 500 espectadores.

El campo santanderino afrontaba el primer partido de este 2019 entre dos equipos de lo más parejo, tanto en la tabla como en sus guarismos en la Liga. Los verdes salieron de lo más concentrado. Fuertes en defensa, encerraban a los burgaleses en su campo. Con sendos golpes de castigo, Mariano García ponía el 6-0 y tras una melé en la línea de 22 burgalesa, Mañero agarraba el oval para ensayar por el centro. Con la transformación de Mariano, era el 13-0 a los 19 minutos de partido.

Del UBU Colina, un recién ascendido pero con un presupuesto más que generoso, por entonces no había ni noticias. Apenas había pasado de medio campo. Tras dos errores en una patada a palos, Emiliano Calle acertaba con una tercera muy cercana para poner el 13-3. Los visitantes ni siquiera aprovechaban la inferioridad numérica local por la amarilla a José García. En el minuto 26, el maul del Aldro Energía –ayer su mejor arma– se internaba en la zona de marca burgalesa. El 'señor' Montoya, por aquello de que el partido lo daban por la tele, consultó el videoarbitraje. Tras unos segundos que se hacen eternos, concedió el ensayo de Manu Mora y que transformó Mariano García. Era el 20-3 con el que se llegó al descanso. Las sensaciones verdes eran muy buenas y del UBU Colina apenas se sabía nada. Daba la impresión de que el triunfo en San Román estaba más que encarrilado.

Reacción burgalesa

Emiliano Calle pasaba un golpe de castigo para el 20-6 en el primer minuto de la reanudación. Quizá el aviso de lo que estaba por venir. Aunque en los siguientes instantes el Aldro Energía dominaba el choque. Fue a partir de los diez minutos cuando el partido se transformó en una pesadilla para los locales. El zaguero sudafricano Juandre Kleynhans arreó una patada a seguir que sus velocísimas piernas aprovecharon para ensayar. Con la transformación de Calle, el 20-13. Y cinco minutos más tarde, en el 17, de nuevo Kleynhans montó otro lío. Esta vez, con el balón en la mano, desde medio campo arrancó a correr y no hubo nadie que pudiese placarle. Ensayo bajo palos. Calle lo pasó para igualar a 20.

La numerosa afición burgalesa que vino a San Román se lo estaba pasando en grande. Y la parroquia local se había quedado muda. Por lo que veía y por la sensación de que su equipo se había cortocircuitado. Dos golpes de castigo transformados por Calle culminaron la remontada para llevar el luminoso a 20-26 a nueve minutos del final.

Tras la anodina primera parte, la segunda ponía el corazón en un puño. Y el Aldro Energía sacó fuerzas de flaqueza. A fin de cuentas, con un ensayo se ganaba el partido. Un buen avance local sobre la línea de marca burgalesa derivó en una falta que se sacó rápido. El oval llegó a Tai Palmieri en el ala derecha para posarlo. De nuevo Montoya y el 'VAR' pusieron a prueba los nervios de todos. Ensayo. Y Mariano García acertaba con una transformación dificilísima. El 27-26 a cinco minutos del final.

Había que defender. Sin errores. Y parecía que el objetivo se había conseguido. Con el tiempo cumplido, el Aldro Energía recuperó el balón y lo echó fuera, creyendo que con eso terminaba el partido. Pero Pedro Montoya dijo que se siguiese jugando. La touche que sacó el Aldro la decretó parcial el 'señor', con lo que la posterior melé la introducían los burgaleses. Eso dio origen a varias fases y a un posado en la zona de marca verde. La tercera consulta del VAR provocó el estallido de alegría de la afición burgalesa y la cara de incredulidad de los fieles verdes de San Román por una derrota casi inexplicable.

 

Fotos

Vídeos