Descaro a raudales para renovar el pop

M. Regidor

Carolina Durante, la banda que hace de la música un juego de humor, actúa esta noche en Santander

Pilar González Ruiz
PILAR GONZÁLEZ RUIZSantander

Como en tantas bandas, tantas veces, el origen de Carolina Durante está en cuatro amigos que se juntan para hacer música. Con la pequeña salvedad de que, en este caso, de música no sabían mucho. Pero tomaron la decisión, crearon «suficientes canciones para hacer un bolillo», y dieron el grupo por armado. Esto ocurrió en febrero de 2017. Ahora, Martín Vallhonrat (bajo), Mario del Valle (guitarra), Juan Pedrayes (batería) y Diego Ibáñez (voz) ven su creación en los carteles de festivales nacionales como BBK, Mad Cool o esta noche, en Los Conciertos de la Campa (21.35 horas).

Tres de los cuatro están viviendo sus primeras veces en muchos aspectos. Tan solo Juan, que viene de tocar con los Axolotes Mejicanos, había pasado antes por un escenario, un estudio o un local de ensayo. De hecho, tampoco han ampliado su formación; «Diego dio un par de clases de canto, pero fue un desastre», explica el bajista.

Su repertorio se extiende a seis sencillos en Spotify, donde cuentan con más de 400.000 escuchas (ese modelo de medición de éxito actual) y en el que 'Cayetano' y el más reciente 'Himno titular' (versionado desde la televisiva Amaia hasta los alternativos Los Planetas) han supuesto la gran revolución. «Es el video con más visitas en el canal del sello. Para nosotros es la hostia. Nos gusta mogollón», afirman.

¿Cómo? ¿Por qué? Lo cierto es que ni ellos mismos lo saben. «Supongo que al final es peña joven haciendo pop con mucha actitud», dice Martín. Porque de actitud van sobrados estos veinteañeros a los que el afán etiquetador ha comparado con Los Nikis, pero que se identifican más con Los Punsetes. Tocar con ellos en Ochoymedio, ante mil asistentes, es uno de sus mayores logros hasta la fecha.

También reconocen escuchar a Calavento o La Plata, con quienes dicen tener «muchas cosas en común, no solo la juventud». Sobre todo todas las melodías pop, parte del punk, guitarras pesada, aunque «no somos lo mismo obviamente». Y como parte de su atrevimiento a romper los dogmas no escritos del indie, están abiertos a todo. «Es algo bueno que tenemos. Cualquier sonido nuevo lo vamos a meter; no hacemos ningún asco ni pensamos en ningún género».

Lo que sí utilizan descaradamente es la ironía, el humor, un juego en el fondo y la forma de su propuesta, que no todo el mundo ha entendido de entrada. «Jugamos con un código que es confuso a posta. Exageramos, es bastante claro. Habrá a quien le guste y a quien no».

En medio de su vorágine exponencial, han conseguido que convertir un nombre en un retrato. Cayetano es una fotografía generacional con vertiente política. «Que se use en la calle es un éxito -dice Martín- Es algo como más del trap, que hablan de una forma y la gente lo incorpora». No tienen previsto pedir a la RAE la incorporación del término, pero ya se han dado de alta como socios de SGAE, algo que tenían pendiente. Se dejan aconsejar pero son peleones y al final «lo que manda es lo que decidamos entre los cuatro».

Frente al derroche de garra, la temática va más a lo sentimental. «El amor es lo más importante de la vida», dice Martín. Su nombre tiene origen en una expareja. Y «da igual de lo que hables, lo que hay detrás siempre será esa persona», señala en referencia a sus composiciones. «Casi siempre para mal, de hecho», añade.

En Santander compartirán noche con la otra banda con la que les comparan constantemente; Taburete. «Ya hemos dicho millones de veces que no nos gusta la música que hace», insisten, pero reconocen que «podrían compartir parte de su público». Al detalle; «Nosotros estamos más en circuitos independientes, de salas, de gente del pop… Ellos eso no lo van a oler nunca, pero tienen un volumen de seguidores mayor».

Y aunque no les importaría alcanzar los números que maneja el grupo de Willy Bárcenas, también tienen claro que la música entretiene, que el amor es la base del pop, pero que sus proyectos profesionales van por otros lares. Mientras tanto, Carolina Durante, seguirá refrescando el panorama.

Cartel completo

La jornada del domingo en La Campa comenzará temprano, en torno a las 17.00 horas, con el Show de Pocoyó y la actuación de María Parrado pensada para los más pequeños.

A partir de las 20.15, formaciones con jóvenes con interesante proyección se sucederán en el escenario. Comenzará Repion, la banda cántabra de las hermanas Teresa y Marina Iñesta junto a Álvaro García. Le seguirá a las 21.35 Carolina Durante, antes de dar paso a las 22.45 horas a Bombai y cerrar la noche con Taburete a partir de las 00.20 horas.

 

Fotos

Vídeos