La nueva subestación eléctrica de Viesgo permitirá afrontar el crecimiento del Puerto de Santander

Alberto Aja

La instalaciones, cuyas obras han arrancado hoy, entrarán en servicio a mediados del año que viene

Pilar Chato
PILAR CHATOSantander

Garantizar el suministro eléctrico del Puerto de Santander, el presente y el de inmediatos crecimientos, y atender al tiempo la demanda de las zonas residenciales próximas. Esta es la finalidad de la nueva subestación de Viesgo en la zona portuaria, cuya primera piedra se ha colocado hoy. Las obras, con una inversión de 7,8 millones de euros, han comenzado hoy para que la subestación pueda dar servicio en el segundo semestre de 2019.

Esta actuación, en la que trabajarán 100 personas, incluye, además de la nueva subestación, la construcción de una línea eléctrica subterránea para su conexión con las subestaciones de Cacicedo y Nueva Montaña. Seis kilómetros que irán íntegramente bajo tierra para minimizar el impacto visual de sus instalaciones.

El Gobierno regional aportará un millón de euros, y la Autoridad Portuaria otorga la concesión de los terrenos por un plazo de 45 años. La subestación tendrá superficie de 1.800 metros cuadrados, a los que hay que añadir otros 440 de subsuelo, para las líneas subterráneas que proporcionarán la alimentación energética de la planta.

Al acto de colocación de la primera piedra han asistido el presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla; el delegado del Gobierno, Pablo Zuloaga; el consejero de Industria y Turismo, Francisco Martín; el presidente de la Autoridad Portuaria, Jaime González; y el presidente de Viesgo, Miguel Antoñanzas, entre otros.

Todo ellos han aludido a la importancia del Puerto como motor económico de la región y Revilla ha incidido en la importancia de esta subestación para proyectos ya en marcha como la ampliación de Coated Solutión, que generará 200 empleo, y el crecimiento del puerto cuando se vincule al futuro polígono de La Pasiega, ya que ya que a su juicio el Puerto «tiene que salir hacia afuera» a través de él. Para el presidente de Cantabria gracias a esta «grandísima obra» el puerto «se revalorizará muchísimo» y ofrecerá una «gran competitividad» en relación a otras infraestructuras portuarias del país.

Antoñanzas ha resaltado que en este proyecto, integrado en el Plan Trienal de Inversión de Viesgo Distribución 2018-2020, el uso de las tecnologías más innovadoras del sector garantizará la seguridad y flexibilidad del suministro eléctrico en el entorno del puerto.

Ha destacado que su empresa está «íntimamente ligada» a Cantabria desde que nació -hace 112 años-, y que ha iniciado una nueva etapa en la que ha optado por mantener su parque de energías renovables y centrarse en los negocios regulados, «fundamentales» para la transición energética. En su opinión, la electricidad es «fundamental» para la descarbonización de la economía, la reducción de la contaminación de las ciudades y el aumento de la eficiencia energética en la industria, los hogares y el transporte.

El presidente de la Autoridad Portuaria ha señalado este proyecto como «un hito muy importante» para el Puerto y un «aterrizaje con voluntad de permanencia», ya que se trata de una concesión otorgada por un plazo de 45 años.

Por último, la alcaldesa de Santander ha valorado la apuesta de Viesgo por Santander y por Cantabria, recordando que además del proyecto de la subestación, la compañía está construyendo en el Parque Científico y Tecnológico (PCTCAN) un edificio que será centro de control de distribución y oficinas de la eléctrica, con una inversión global entre ambas actuaciones que supera los 12 millones de euros.

 

Fotos

Vídeos