Un final de dulce en Navacerrada

La nieve todavía se acumula en la estación del Sistema Central/Puerto de Navacerrada
La nieve todavía se acumula en la estación del Sistema Central / Puerto de Navacerrada

La estación del Sistema Central, que alargará la temporada hasta que las condiciones se lo permitan, aún mantiene un estado perfecto para la práctica del esquí

JUANJO GONZALOMADRID

En el Puerto de Navacerrada poco a poco se va preparando todo de cara a la temporada de verano que está a punto de dar comienzo. En sus pistas, los tubbys por los que deslizarse son unos de los más divertidos de la zona. Y el Bike Park está entre los más famosos. En los últimos años son muchos los aficionados que disfrutan de un recorrido que cuenta con más de tres kilómetros de descenso.

Divertidas actividades, a la que se suma la tan recurrente de uso turístico, que tendrán que esperar algo más de lo habitual. Las grandes acumulaciones de nieve han permitido que las buenas noticias sigan llegando de forma permanente al Sistema Central.

El aspecto de las pistas de Navacerrada durante la Semana Santa era muy bueno
El aspecto de las pistas de Navacerrada durante la Semana Santa era muy bueno / Navacerrada

Tras disfrutar de una Semana Santa en la que las acumulaciones siguen siendo importantes y donde el sol ha hecho su aparición de manera más o menos constante durante las últimas jornadas, en Navacerrada alargarán el curso invernal. Una noticia que era un secreto a voces y que la propia estación ha confirmado a través de sus redes sociales.

Lo harán, han asegurado, hasta que los usuarios acudan a sus pistas y la nieve aguante. Pues ya se sabe que el aumento de las temperaturas derrite rápidamente el oro blanco que hasta ahora se mantiene firme, más allá de que se alcancen los 260 centímetros en las cotas altas.

Semanas, en todo caso inesperadas y prometedoras para el propio centro madrileño, donde las mejores previsiones se encontraban lejos de una magnífica situación como la que se vive y en la que únicamente el viento vuelve a impedir una apertura total. Tras las jornadas de Semana Santa, nuevas rachas han obligado a mantener cerradas las zonas más altas. Un mal al que parecen haberse acostumbrado desde el pasado mes de marzo.

260 centímetros de espesores en las zonas altas

Hasta que acabe oficialmente la temporada, en el dominio de Navacerrada esperan seguir disfrutando de unas condiciones magníficas, de esas que no se recuerdan en un Sistema Central que continúa de dulce.

 

Fotos

Vídeos