El Ayuntamiento resucita siete años después el proyecto de una residencia en Primero de Mayo

Zona en la que se construirá la residencia. /
Zona en la que se construirá la residencia.

Al primer concurso no se presentó ninguna oferta, por lo que ahora el Consistorio ha relajado las condiciones

Gonzalo Sellers
GONZALO SELLERSSantander

El Ayuntamiento de Santander ha desempolvado el viejo proyecto de una residencia de mayores en Primero de Mayo. Una obra que no ha parado de encontrarse obstáculos en los últimos siete años y que, ahora, la alcaldesa quiere dar un empujón definitivo. Hasta el punto de relajar las condiciones para que las empresas construyan y gestionen el centro e, incluso, con una fecha de apertura en el horizonte: el año 2021.

Fue en 2011 la primera vez que esta infraestructura salió a concurso público por 4,2 millones de euros. El Ayuntamiento cedía el terreno, pero ninguna empresa se interesó. Cinco años después, en 2011, el exalcalde y exministro de Fomento, Íñigo de la Serna, quiso volver a intentarlo, pero se encontró con dos problemas insalvables. El primero, la crisis económica que frenó toda actividad urbanística y, segundo, la indecisión del Gobierno regional, al que no terminaba de convencerle concertar plazas.

Ahora, el equipo de gobierno ha modificado la licitación mejorando las condiciones: la licitación será por 40 años en vez de 50, con dos de carencia -el tiempo que durarán las obras- y el canon también se ha rebajado, de 10 millones a 3.680.000 euros. La idea es que el centro sea una realidad dentro de tres años, tras una inversión privada estimada en 8 millones de euros.

El edificio, que se sumará a los once de este tipo que ya existen en la capital cántabra, contará con 160 plazas para una atención permanente, a las que hay que añadir doce más de una unidad de convivencia: un piso tutelado con habitaciones privadas y estancias comunes, concebido como un «paso previo» a ingresar en la residencia, y con el objetivo de los que mayores conserven su autonomía.

Las nuevas dependencias se levantarán en un terreno ubicado entre las calles Rosalía de Castro y Faustino Cavadas, y la superficie construida -7.300 metros cuadrados- se distribuirá en tres plantas. El proyecto generará 58 puestos de trabajo en el primer año, 71 en el segundo y 81 en el tercero y siguientes.

La Junta de Gobierno Local del Consistorio ya ha aprobado el estudio económico financiero de concesión, paso previo para que esta actuación salga a información pública durante un mes y sea, si no hay alegaciones, definitiva. En septiembre se someterá al Pleno para su aprobación la aceptación de la cesión de competencias por parte del Gobierno de Cantabria (de quien depende la atención a la dependencia), para sacar posteriormente a licitación el pliego de condiciones y el proyecto para su adjudicación.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos