Autonomía para el alzhéimer

De pie: Gabriel Pérez (director Financiero de CTC), Javier Antolín (tutor), Francisco Jimeno (director del centro) y Beatriz Sancristóbal (directora de Negocio y Desarrollo de Proyectos del CTC). Abajo el equipo: Alejandro Rodríguez Barquín, Rubén Hoyos Álvarez y Raúl Alonso Murga y César Vallejo Basualdo (ausente en la foto)./
De pie: Gabriel Pérez (director Financiero de CTC), Javier Antolín (tutor), Francisco Jimeno (director del centro) y Beatriz Sancristóbal (directora de Negocio y Desarrollo de Proyectos del CTC). Abajo el equipo: Alejandro Rodríguez Barquín, Rubén Hoyos Álvarez y Raúl Alonso Murga y César Vallejo Basualdo (ausente en la foto).

IES Leonardo Torres Quevedo (Galifrey) // Centro Tecnológico de Componentes

MARTA GUTIÉRREZ R. santander

El cerebro humano es tan complejo como el propio ser. También es la débil diana en la que hacen blanco muchas enfermedades mentales. El Alzhéimer es una de las más conocidas por su efecto devastador. De forma progresiva se van degenerando las células nerviosas del cerebro y va disminuyendo la masa cerebral. Las manifestaciones básicas más evidentes son la pérdida de memoria, la desorientación temporal y espacial y, el deterioro intelectual y personal. En ese proceso la personalidad de un ser humano se reduce a su mínima expresión. Pierde el bagaje de la experiencia y la sensibilidad de los recuerdos que definen su vida, dejando aflorar su versión más vulnerable e insegura, y por tanto indefensa.

Los estudiantes del grupo Galifrey del IES Leonardo Torres Quevedo, que participan en STARTinnova apoyados por su empresa mentora el Centro Tecnológico de Componentes, han aprovechado la oportunidad del programa para hacer algo por las personas que padecen esta enfermedad. Han puesto en marcha la empresa Indeimer, surgida de un juego de palabras formado por la mezcla de: independencia, (inde-) y alzhéimer (-imer). Indeimer es una Sociedad Limitada participada por cuatro socios.

Su propuesta se puede considerar una revolución en el mundo de la sanidad. Buscan aportar independencia a los pacientes de Alzhéimer, permitiéndoles llevar una vida en la que recuperan libertad. Para abordar este desafío el dispositivo Indeimer está dotado con una serie de prestaciones con las que pretenden salvar esa barrera que se crea alrededor del paciente, que va acusando la perdida de referencias en su vida.

El reconocimiento facial es su apuesta más potente. El paciente llevaría un dispositivo en la parte superior de la oreja dotado con una cámara. De esta manera, se establecería una conexión que sirve para notificar al dispositivo móvil el resultado del reconocimiento facial del interlocutor con el que está hablando, mediante la App que también incluye Indeimer.

Seguidamente con la información que recoge la cámara, y a través de la aplicación que accede a una base de datos, registrada previamente con un servicio de grabación, se enviaría al auricular, colocado en la oreja junto a la cámara, una breve nota de voz a modo de identificación.

Los jóvenes creen que el objeto de su empresa supone un hito para la mejora de la calidad de vida de los enfermos de Alzhéimer. El proyecto tiene como objetivo ayudar a todo paciente en la fase cognitiva, en la que todavía tiene algún recuerdo de lo vivido aunque aparezcan notables lagunas que Indeimer pretende ayudar a minimizar prestándole un servicio que aumenta de forma considerable su independencia, proporcionándole por consiguiente una mayor autonomía que redundará positivamente en su estado de ánimo.

Los estudiantes emprendedores quieren mitigar el impacto de la angustia del paciente cuando no es capaz de reconocer a las personas de su círculo más cercano y cotidiano. Su meta es acabar con el aislamiento en un grupo por haber olvidado la relación del paciente con los demás integrantes. Quieren suavizar esa sensación de impotencia que supone ese aislamiento con el entorno rutinario que se detecta en fases previas a la enfermedad. Precisamente en su afán por acercar y popularizar el uso de este dispositivo contemplan dos opciones como son la compra o el alquiler, además de contar con un servicio de mantenimiento del aparato.

Han querido ver más allá de la realidad actual y hacer algo. Aportar luz en el túnel de esta enfermedad, a ellos les ha conducido a la final de STARTinnova IV.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos