El Ejecutivo regional tramita cuatro proyectos de Iberdrola para instalar parques eólicos

Los parques eólicos se instalarían en siete municipios.
Los parques eólicos se instalarían en siete municipios. / DM
  • Se solicita instalar un total de 156 MW entre los cuatro parques, que afectan los municipios de Campoo de Enmedio, Santiurde de Reinosa, Reinosa, Campoo de Yuso, Luena, San Miguel de Aguayo y Molledo

El Gobierno de Cantabria está tramitando cuatro proyectos de Iberdrola para instalar parques eólicos, con una potencia prevista de 156 Megawatios y con una afección en siete municipios, a los que, según ha dicho, se sumarán "más", e "importantes", de otras empresas.

"Al margen de Iberdrola, ya se irán conociendo en su momento", ha apuntado este lunes el consejero de Innovación, Industria, Turismo y Comercio, Eduardo Arasti, quien ha explicado que ahora los plazos de la tramitación de los proyectos de Iberdrola serán los marcados por la Ley de Control Ambiental Integrado.

Concretamente, los parques solicitados por Iberdrola son Las Matas; La Cruz del Marqués; El Escuchadero; y Peñas Gordas, que afectan a siete municipios: Campoo de Enmedio, Santiurde de Reinosa, Reinosa, Campoo de Yuso, Luena, San Miguel de Aguayo y Molledo.

Estos municipios se ven de una u otra forma afectados por el conjunto de las instalaciones que lleva implícita la construcción de un parque eólico como son los aerogeneradores, caminos de acceso o líneas de evacuación eléctrica, entre otras.

Iberdrola prevé que, de los cuatro, los de mayor potencia instalada sean los de La Cruz del Marqués y Peñas Gordas, con 44 megawatios cada uno, seguido de El Escuchadero, con 38, y Las Matas, con 30.

Arasti ha atribuido el que estas solicitudes para instalar parques eólicos estén llegando y puedan tramitarse a la labor realizada "con discrección" por el actual Gobierno regional (PP) en la puesta a disposición de los mercanismos y legislación que se precisaba, esto es el Plan Enegético de Cantabria (Plenercan) y la Ley de Aprovechamiento Eólico de la región, denominada también 'ley eólica' y que determina la asignación de potencia.

El consejero ha afirmado que la diferencia entre la situación actual con la que había en la anterior legislatura, cuando no había plan energético aprobado y con un concurso eólico anulado por los tribunales, es "como de la noche al día".

A su juicio, el Ejecutivo regional ha aportado al "monumental problema" que, a su juicio, existía, una solución "sencilla", "jurídicamente impecable", "consensuada con el Gobierno de España" y "eficaz" pues "motiva" a las empresas del sector, y además a las "importantes", y "desmotiva" a aquellas que "nada tienen que ver con él".