Los jefes de los seis parques de bomberos del Gobierno llevan al 112 al juzgado

Los jefes de los seis parques de bomberos del Gobierno llevan al 112 al juzgado
DM

Las reclamaciones, alguna de ellas con casi una década de antigüedad, tienen que ver con los complementos de disponibilidad y con la realización de tareas de una categoría superior

M. Álvarez/ p.chato
M. ÁLVAREZ/ P.CHATOSantander

Los jefes de los seis Parques de Bomberos y Emergencias del Gobierno de Cantabria han llevado ante la justicia al Servicio de Emergencias del 112 tras varios años de reclamaciones sobre algunos aspectos laborales sobre los que no han encontrado respuesta. Ya se ha celebrado un primer juicio y este miércoles tendrá lugar el segundo, cada uno de ellos sobre un tema diferente.

La primera de las demandas tiene que ver con el complemento de disponibilidad que cobran los jefes de parque por estar totalmente localizables y disponibles fuera de sus horas presenciales. Lo que plantea su reclamación es que no debería pagarse lo mismo por estar pendiente del teléfono que por jugarse el pellejo cuando reciben una llamada en ese horario y tienen que acudir a un incendio o un rescate, además de coordinar el servicio, tarea que les corresponde por ser los responsables del parque. Esta reclamación lleva diez años en el aire, sin que se haya llegado a un acuerdo con ninguno de los cuatro gerentes que han pasado por el Servicio de Emergencias en este tiempo. Los promotores de la reclamación apelan a sentencias similares en servicios como el sanitario y a la forma de operar de los parques de emergencias de otras comunidades.

Por 18 horas de disponibilidad absoluta cobran el equivalente a 3,6 horas de trabajo

El juicio sobre esta vieja reclamación ya se ha celebrado y está pendiente de sentencia. El Servicio de Bomberos y Emergencias 112 del Gobierno de Cantabria reconoce actualmente el complemento de disponibilidad, contando cada hora laboral como si fueran 12 minutos de trabajo real, con lo que en una jornada localizable de unas 18 horas se reconocen 3,6 horas de trabajo -sean horas de incendios, accidentes o localizados en casa-, con los inconvenientes de conciliación familiar que ello supone, porque entre otras dificultades, «no pueden estar a solas con sus hijos, dado que en cualquier momento surge una llamada para ir a trabajar y no les pueden dejar solos», según se refleja en la reclamación.

La segunda demanda, correspondiente al juicio que se celebra este miércoles, tiene que ver con el hecho de que por encima de ellos no hay un cargo superior -salvo el gerente del 112, que tiene tareas más administrativas- por lo que desde hace cuatro años están realizando las funciones de un técnico de intervención, categoría superior a la suya, pero que fue eliminada.

El gerente del 112, Fidel Cueto, incide en que se está negociando un nuevo convenio «para recuperar lo que se perdió en el ERE de la anterior legislatura»

Las reclamaciones de los jefes de los parques de bomberos coinciden en el tiempo con la negociación de un nuevo convenio colectivo que, según la reclamación, no ha abordado aún su situación. Se sienten además abandonados por los sindicatos en estos años. Sindicatos que han confirmado a este periódico que no respaldan las reclamaciones de los jefes de parque.

Para el gerente del 112, Fidel Cueto, la meta ahora es sacar adelante el nuevo convenio colectivo, que dará cabida a todas las categorías y que busca una mejora de las condiciones laborales -con reducciones de jornadas- y salariales de todos los trabajadores del 112. «Queremos recuperar, en la medida en que la ley nos lo permita, lo perdido durante el ERE de la pasada legislatura», indica Cueto, quien explica que también se está redactando un nuevo organigrama que deje claras las competencias y permita crear mandos intermedios -que ahora no existen- en cada turno. El gerente ha mostrado su sorpresa y desacuerdo ante las reclamaciones de los jefes de bomberos en la medida en que hay una negociación de convenio en marcha. También incide en que el plus de disponibilidad está recogido en el convenio que está en vigor y los jefes de bomberos ya renegociaron las condiciones de sus cargos -que reconoce no eran las mejores- con el anterior gerente.

Fotos

Vídeos