Castro exprime su riqueza patrimonial

gráfico

El mapa descriptivo de los iconos culturales. / DM

  • El Ayuntamiento desarrolla un proyecto, financiado por el Gobierno de Cantabria, para sacar partido a los 23 Bienes de Interés Cultural que hay en el municipio

La iglesia de Santa María de la Asunción, el Cementerio Municipal de La Ballena, los restos de la antigua colonia de Flavióbriga y de la villa medieval, el Cargadero de Mineral de Dícido, el Palacio, Castillo, Observatorio y Jardines de Ocharan, el Camino de Santiago... Castro Urdiales es el municipio cántabro que atesora el mayor número de Bienes de Interés Cultural (BIC) con un total de 23 entre patrimonio religioso, urbano, lugares culturales y zonas arqueológicas, así como la pátera de Otañes.

Consciente de este hecho, el Ayuntamiento castreño puso en marcha el pasado año un proyecto denominado ‘La cultura en los bienes: puesta en valor de los BIC de Castro Urdiales mediante la promoción cultural’, que ha desarrollado transversalmente desde las concejalías de Turismo y Cultura en 2016 y que tendrá continuidad este año con la finalización de varias acciones. Se trata de una propuesta presentada a la convocatoria de 2016 de proyectos culturales del Gobierno de Cantabria, en la que obtuvo una financiación provisional de 11.000 euros para el desarrollo de acciones culturales y de difusión de los BIC. "Era una convocatoria a la que hacía años que no nos presentábamos y, afortunadamente lo hemos hecho, ya que nuestro proyecto ha sido uno de los mejor valorados", señala la edil de Cultura, Elena García.

Con el objetivo de revalorizar ese rico y abundante patrimonio y darlo a conocer, el Ayuntamiento desarrolló un proyecto que ha incluido dos tipo de acciones principalmente. Por una parte, programación cultural desarrollada en los edificios y lugares que son BIC: microteatro en el Centro Cultural La Residencia, concierto de órgano en la Iglesia de Santa María (tanto el templo como el órgano son BIC), visitas guiadas al Cementerio de La Ballena y al Castillo de Ocharan, conferencia sobre el Cementerio, etc.

Por otra parte, el proyecto incluye diversas acciones de difusión cuyo objetivo común es dar a conocer los BIC castreños: señalización nueva de estos bienes; dos audioguías que permitirán realizar visitas al Cementerio y al recorrido por la arquitectura contemporánea de Castro; una unidad didáctica para facilitar a los centros educativos, con el fin de contribuir al conocimiento de los BIC entre los escolares, y fomentar que entre todos los cuiden y los protejan; y un folleto informativo que destaca todos los bienes con fotografías profesionales de calidad y pequeños textos con referencias históricas y datos.

Ese folleto, junto a otra publicación nueva que ensalza el potencial turístico del municipio y un folleto específico sobre el Cementerio de La Ballena, lo utilizaron los responsables municipales castreños como material promocional para destacar los recursos culturales y patrimoniales de Castro en la Feria Internacional de Turismo (Fitur), que se celebró el pasado enero en Madrid. Según señala la edil de Turismo, Patricia Camino, "las tres guías están alineadas con la estrategia que se ha marcado el Ayuntamiento en materia de turismo y que pretende resaltar los recursos más conocidos –conjunto histórico, patrimonio arquitectónico, puerto y playas, gastronomía– y potenciar otros nuevos como el turismo de naturaleza, el senderismo, el cicloturismo o el Camino de Santiago, para lo cual se ha escogido el sugerente título ‘Castro… te mueve’".

Camino considera "imprescindible" emprender iniciativas para poner en valor el patrimonio histórico y artístico del municipio, y por ello se presentaron el año pasado a la convocatoria de subvenciones a proyectos culturales del Gobierno de Cantabria el proyecto ‘La cultura en los bienes’. En ese contexto, destaca que editaron un folleto divulgativo sobre los 23 BIC castreños (https://issuu.com/aytocastro/docs/bic) que pretende dar a conocer todos esta riqueza del patrimonio religioso y urbano, los lugares culturales y las zonas arqueológicas.

"Castro Urdiales tiene una historia bimilenaria que ha dejado rastro, con yacimientos prerromanos como el castro de la peña de Sámano o vestigios de la colonia romana de Flavióbriga, pasando por joyas medievales como la iglesia de Santa María de la Asunción, templo gótico más importante del Cantábrico, los restos de la villa medieval y del Castillo de Los Templarios... hasta edificios contemporáneos de gran belleza o ejemplos de arquitectura civil, como el Cementerio de La Ballena, e industrial, el cargadero de mineral de Dícido, único en toda Europa en su tipología", subraya la edil de Turismo. Patricia Camino recuerda que "también nos podemos remontar mucho tiempo atrás gracias a sus cuevas prehistóricas, que por desgracia aún no son visitables aunque sí está documentada la riqueza artística de sus pinturas rupestres y la belleza natural de las cavidades". Respecto a esta zonas arqueológicas, Camino asegura que es un campo todavía por desarrollar turísticamente y para lo que necesitarían el apoyo del Gobierno.

Conservación

Además de centrar sus esfuerzos en divulgar los BIC del municipio, la concejala de Cultura destaca las tareas llevadas a cabo desde el Ayuntamiento para trabajar en la conservación y el mantenimiento de su patrimonio, en colaboración con otras instituciones implicadas y reclamando la actuación de las autoridades competentes en cada caso. "Con este fin se firmó el año pasado un protocolo de actuación para impulsar la rehabilitación del cargadero de Dícido, en coordinación con la Consejería de Cultura y con la Demarcación de Costas, y se ha celebrado hace unas semanas una reunión técnico-política para ir dando pasos en este sentido".

En cuando al cementerio municipal, Elena García asegura que el Consistorio está acometiendo arreglos y mejoras de todo el recinto, además de poner en marcha un sistema de gestión que garantice una adecuada conservación de las concesiones. "También están en marcha acciones de recuperación y mejora de los yacimientos de Flavióbriga y la conducción de aguas del Chorrillo, y se han realizado visitas guiadas tanto al Cementerio municipal como al Castillo de Ocharan, fomentando el disfrute ciudadano de estos bienes". Por este último recinto pasaron más de 2.200 escolares durante el curso 2015-2016, además de realizarse dos visitas abiertas al público con más de 80 participantes, dada la predisposición de la propiedad a una apertura concertada con el Ayuntamiento.

La responsable del área de Cultura no quiere olvidarse de otros elementos del patrimonio arquitectónico que, sin estar aún declarados como BIC, a su juicio merecen un tratamiento específico, como es el caso del Mercado de Abastos, edificio de Eladio Laredo que el Ayuntamiento ha comenzado a rehabilitar y que pretende culminar con un proyecto más ambicioso en el que el uso original como mercado sea prioritario, sin renunciar a una convivencia con otros usos socio-culturales.

"Por otra parte, hemos reivindicado la continuidad de la restauración de la iglesia de Santa María a través del Plan Director", señala García, "que deberá seguir su curso para mantener y preservar uno de nuestros bienes más preciados y buque insignia del conjunto monumental". Hay que recordar que desde febrero de 2015 el templo está siendo sometido a un sistema de observación y monitorización, una actuación dotada con 124.624 euros por parte del Ministerio de Cultura, que se prolongará hasta 2018, y con la que se pretende analizar el comportamiento de la iglesia durante las cuatro estaciones del año y conocer cómo responde ante los cambios de temperatura y humedad.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate