Las obras de arte del MAS se salvan del incendio

Dispositivo de extinción del incendio declarado a las cinco y media de la madrugada en el Museo de Arte Moderno y Contemporáneo de Santander. / Fotos: Alberto Aja y Sane | Vídeo: Pablo Bermúdez

El Museo de Arte Moderno y Contemporáneo de Santander, cerrado por reformas desde abril, ha sufrido un incendio esta madrugada en la primera planta | La intensa humareda ha obligado a desalojar un edificio contiguo con una decena de viviendas

M. ÁLVAREZ | D. MARTÍNEZSantander

El Museo de Arte Moderno y Contemporáneo de Santander (MAS), ubicado en la calle Rubio, ha sufrido un incendio sobre las cinco y media de la madrugada, un siniestro que ha movilizado a numerosos efectivos de los bomberos municipales, que han conseguido controlarlo a primera hora de la mañana. Aunque de momento se desconocen las causas y el alcance de los daños, sí se ha confirmado que la colección artística del museo se ha salvado del fuego. Desde que en abril comenzara la reforma en el MAS, todas las obras de arte permanecían almacenadas en la zona baja en un búnker habilitado específicamente para su custodia mientras durasen los trabajos.

El fuego se ha originado en la primera planta (de las tres del museo) y ha generado una intensa humareda, perceptible desde larga distancia, y numerosos vecinos han bajado a la calle alertados por el humo . Según explica el jefe de servicio de los bomberos, José Trojaola, en el momento en el que llegaron los primeros efectivos vieron las llamas saliendo por la fachada. A partir de ese momento, el trabajo se centró en extinguir el fuego y, posteriormente, ventilar todo el edificio, muy afectado por el humo, sobre todo la planta superior. Para ello, realizaron unos lucernarios en la cubierta e instalaron ventiladores.

«La estructura es de hormigón, así que en principio no correrá riesgos» josé trojaola, jefe de servicio de los bomberos

Sobre las 14.00 horas, con la situación totalmente controlada, los bomberos han vuelto a entrar al museo para comprobar el estado técnico del edificio. «La estructura es de hormigón, así que en principio no correrá problemas; aunque es pronto para hacer una valoración», ha explicado Trojaola.

Los vecinos del bloque contiguo al museo han sido desalojados por la Policía Local, por ser los más expuestos al humo. Son los residentes en las diez viviendas de la calle Rubio, nº 4, que han estado en la calle «en pijama» hasta más allá de las 7 de la mañana, momento en el que han podido regresar a sus casas, una vez revisadas por los bomberos, y apenas estaban sucias de hollín en las zonas comunes. La biblioteca Menéndez Pelayo, anexa al MAS, no se ha visto afectada por este incendio, y tampoco el bar que hay en el bajo del nº4.

La alcaldesa de Santander, Gema Igual, y el concejal de Protección Ciudadana, Pedro Nalda, han seguido el dispositivo de extinción a pie de calle, y ambos han destacado que en estos momentos no había ninguna obra de arte en la planta afectada. «No se sabe el alcance del incendio, solo se tiene claro que ha comenzado en la primera planta del edificio, que en estos momentos estaba en reforma, por lo que la colección de arte está almacenada y custodiada en el sótano del edifico museístico», según ha explicado la alcaldesa, Gema Igual. Ahora, por lo que ha pasado, se procederá al traslado «con la mayor inmediatez» de todas las obras de la colección a otro espacio seguro donde seguirán vigiladas como hasta ahora.

«Se procederá al traslado con la mayor inmediatez de todas las obras de la colección a otro espacio seguro donde seguirán vigiladas como hasta ahora» gema igual, alcaldesa

Pedro Nalda, por su parte, no ha querido especular sobre las posibles causas del siniestro, una labor que corresponderá a los investigadores de la Policía una vez que los bomberos terminen su misión.

Precisamente, estas obras han dificultado en alguna manera el dispositivo de extinción, ya que el interior del edificio estaba «lleno de materiales», que entorpecían la labor de los bomberos, ha indicado el jefe del servicio, que también ha destacado que en ningún momento ha existido peligro de que el fuego se propagase a edificios anexos, incluida la biblioteca Menéndez Pelayo, el inmueble de viviendas que comparte pared con el MAS o el bar que hay en los bajos.

Fotos

La alcaldesa ha explicado que desconoce si el sistema antiincendios del museo estaba o no activado, ya que ha dicho que ahora el edificio está bajo la responsabilidad de la empresa que se ocupa de las obras, Siec, pero sí ha señalado que la persona de seguridad que estaba al cargo del arte que alberga el museo en el sótano «está bien y no le ha afectado este fuego». De hecho, este vigilante, que era la única persona que estaba dentro del museo cuando se desató el incendio, estaba en la calle durante el dispositivo de extinción y ha hablado con las autoridades municipales.

Los bomberos controlaron el incendio enseguida, pero como el humo ha seguido saliendo por la cubierta los efectivos han permanecido en el lugar con labores de ventilación, así como de búsqueda y control de focos calientes a la espera de despejar la zona para que pueda acceder la Policía Científica, que será la que determinará cuáles han sido las causas.

«Muchos vecinos de la zona nos han llamado al ver un intenso humo y por ese motivo decidimos desplazar dos autoescalas y dos vehículos de rescate en altura», han explicado los bomberos de Santander, pero finalmente el suceso no ha entrañado riesgo para las personas y nadie ha resultado herido.

Agentes de la Policía Local de Santander han puesto en marcha un dispositivo cortando varias calles en el centro, entre ellas la calle Rubio, donde numerosos vecinos bajaron la calle alertados por el intenso olor a humo. La Policía Científica del Cuerpo Nacional de Policía se hará cargo de la investigación de las causas de este incendio.

El incendio no se ha propagado por los edificios aledaños y se ha quedado confinado en la primera planta del museo, que permanecía cerrado al público desde el mes de abril para acometer en su interior unas obras de accesibilidad con la instalación de un ascensor-montacargas, la reforma de la cubierta y la remodelación de varias estancias. Ahora mismo, las oficinas del MAS están situadas de manera temporal en el Centro de Iniciativas Empresariales del Mercado de México. En un principio, no estaba previsto reabrir el museo hasta 2018.

Alberto Aja | Sane

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos