Pesca dice que el stock de almeja es superior al de años anteriores

Pesca dice que el stock de almeja es superior al de años anteriores
Javier Cotera

La Dirección General responde a los mariscadores: «Si quieren vivir exclusivamente de este producto, tienen que cultivarlo»

DM SANTANDER.

La directora general de Pesca y Alimentación del Gobierno de Cantabria, Marta López, afirmó ayer que la población natural de almeja ha pasado en dos años «de un stock bajo mínimos que no se podía explotar a experimentar un aumento muy significativo» y que el cupo máximo explotable de 3.000 kilos al año con el que se ha reabierto la pesca de esta especie «es superior al de los años anteriores a la veda».

López respondió de esta manera a las críticas que en las últimas horas ha escuchado del sector marisquero, que piensa que la reapertura de la pesca de la almeja en la Bahía de Santander tras un paro biológico de más de dos años y medio «es un parche» y considera que ese stock impuesto por el Gobierno regional es, más allá de insuficiente, «ridículo» e «irrisorio».

«En 2015 se sacaron 2.000 kilos, y en 2014 un poco más que eso», recordó la directora general de Pesca, que en una entrevista concedida a la agencia de noticias Europa Press reconoció que 3.000 kilos puede ser «una cifra modesta», si bien matizó de seguido que la población de es-ta especie es salvaje no de cultivo, y destacó que ha experimentado «un aumento muy significativo para ser una población natural».

«En 2015 se sacaron 2.000 kilos y en 2014 un poco más», recuerda Marta López

Por supuesto, Marta López defendió que la decisión de la Consejería de Medio Rural, pesca y Alimentación de reabrir la pesca de la almeja se ha tomado en función de los resultados de los estudios técnicos, tras las catas que se han realizado en todas las zonas de producción, «que son los que nos dicen el cupo que podemos explotar y con qué criterios técnicos».

«Tienen que cultivarlo»

Además, la directora general de Pesca aseguró que el plan de regeneración marisquera puesto en marcha por la Consejería trata de garantizar «una explotación sostenible para que no vuelva a producirse un colapso de la población en la Bahía», y subrayó que los mariscadores «tienen que ser conscientes de que la almejas no se pueden extraer únicamente de los bancos naturales», y que «si quieren vivir exclusivamente de este producto, tienen que cultivarlo».

«Para eso están los parques de cultivo que les hemos ofrecido y seguimos ofreciendo a los mariscadores y que muy pocos han aprovechado», dijo a modo de reproche la directora general de Pesca, quien a este respecto recordó que su departamento está preparando un curso de cultivos marinos para ofrecer a los mariscadores «herramientas» con las que poder subsistir sin tener que abandonar el medio,

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos