Balonmano | Liga Asobal

El Blendio suma y sigue en La Albericia

Darko se dispone a lanzar y dos rivales del Guadalajara tratan de impedírselo. /Daniel Pedriza
Darko se dispone a lanzar y dos rivales del Guadalajara tratan de impedírselo. / Daniel Pedriza

Los santanderinosse imponen al Guadalajaray prolongan su buena racha de victorias en su cancha

RAFA GONZÁLEZSantander

El Blendio superó al Guadalajara por 26-24 en un partido que dominó ante un rival que nunca entregó el encuentro. Mención a parte merece Pablo Salvarrey, que jugó en la primera mitad y mantuvo el sobresaliente nivel que mostró contra el Bidasoa la semana pasada. También cabe destacar la decisión de Da Silva, que jugó pese a su lesión y tras solicitar el alta médica para ayudar a sus compañeros. Algo que hizo, ya que anotó dos goles. El resto del equipo dio un buen nivel en defensa con Darko como jugador de garantías. En ataque a los santanderinos se les atragantó la defensa abierta de los madrileños, ya que no supieron romperla con la rotundidad necesaria.

26 Blendio

Salvarrey, Pla, Torriko (6), Postigo (2), Lon (3), Valles (5), Iglesias (2), siete inicial; Muñiz, Valverde, Nikolai, Lastra, Samuel, Sola (2), Da Silva (2), Darko (4).

24 Guadalajara

Hombrados, Parra (7), Celada, Vigo (3), Moya (2), Rubio (3), Paredes (2), (siete inicial), Mellado, Serradilla (2), Sanz (4), Eceolaza, Fuentes, Pawel, Gallardo (1),

Parciales:
2-1; 3-3; 7-4; 9-7; 12-11; 14-11; (descanso), 15-12; 17-15; 20-16; 22-18; 24-22; 26-24.
Árbitros:
Busquets y Virgili. Excluyeron a Torriko (2), Da Silva en los santanderinos y aMellado, Serradilla y Gallardo en los madrileños.

El partido lo plantearon Reñones, técnico local, y César Montes, visitante, con idénticos sistemas 6-0 en defensa y 3-3 en ataque. Aunque los santanderinos realizaron los dos cambios habituales en las transiciones de ataque a defensa con Muñiz y Darko en el 6-0, mientras que en ataque jugaron Lon y Valles, pivote y central. Los primeros minutos dejaron claro que los porteros estaban dispuestos a marcar la diferencia.

En los primeros parciales ninguno de los dos equipos logró marcar un ritmo rápido, ya que los ataques posicionales se jugaban buscando sistemas para sorprender a los entramados defensivos. Los madrileños mandaban en el marcador, pero en los cuatro minutos siguientes fue el DS Blendio quien impuso su ley con un parcial de 4-0 y goles de Postigo y en tres ocasiones de Torriko. El técnico visitante, César Montes, pidió tiempo muerto y sentó a su lateral izquierdo, Paredes, para tratar de reactivar el juego ofensivo de los suyos.

Con el 7-4 en el marcador parecía que los santanderinos podían dominar el choque, pero nada más lejos de la realidad. Los madrileños no bajaron los brazos y en diez minutos lograron un parcial de 2-5 que volvió a situar las tablas en el marcador: empate a nueve a falta de ocho minutos y medio para el descanso. Los santanderinos se estancaron un poco en ataque y Reñones dio entrada a Silva en el lateral derecho para formar una primera línea mas natural con Valles en el centro, y Torriko y Silva en los laterales.

Estos cambios crearon mas incertidumbre en la defensa visitante, que encajó en esos minutos un parcial de 5-2 que propició que al descanso se llegase con un 14-11. Un resultado que hacía justicia al juego de los santanderinos, que se habían mostrado más ambiciosos que sus rivales. Además, Salvarrey en la portería se mostró con porcentajes muy altos. Gracias a su intervención el equipo terminó con ventaja durante el primer periodo.

Misma dinámica

Tras el paso por vestuarios los sistemas por parte local no cambiaron, pero la defensa se transformó en un 5-1 y minutos más tarde en un 3-3 para romper la circulación de balón de los locales. Aún así los de Reñones se mantenían firmes en su dominio. La defensa trabajaba a buen nivel y Samuel, que había sustituido a Salvarrey en la portería, comenzó su actuación parando un penalti.

Valles, Torriko, Darko y Postigo mantuvieron a su equipo con ventaja en el marcador de hasta cuatro goles (19-15). Así las cosas, el técnico visitante pidió tiempo muerto para buscar la reacción de los suyos. La defensa madrileña estaba más imprecisa, lo que obligó a dejar la portería a Hombrados. En su lugar entró Eceolaza. En los últimos diez minutos del choque el marcador se igualó. Los del Guadalajara con mucho que ganar y poco que perder arriesgaron en su defensa abierta, lo que complicó mucho el juego posicional de los locales que no acertaban a penetrar entre los defensores rivales.

La ventaja del DSBlendio era de 24-21, pero los visitantes no se rendían y acortaron diferencias al transformar un penalti. A pesar de los nervios Silva puso un poco de tranquilidad con el 25-22. Y finalmente el partido concluyó con un ultimo gol de Sola al que respondieron los madrileños para finalizar el choque con el 26-24.

 

Fotos

Vídeos