Voleibol

La Superliga arranca en Cabezón

El Textil, en acción durante el último amistoso de pretemporada en el Matilde de la Torre. /Pedro Bolado
El Textil, en acción durante el último amistoso de pretemporada en el Matilde de la Torre. / Pedro Bolado

El Textil Santanderina parte como favorito en su debut liguero ante el Manacor

Aser Falagán
ASER FALAGÁNSantander

Cabezón de la Sal revive cada año un pequeño milagro cotidiano. No son los 10.000 de El Soplao. Que también, pero no es lo que toca en este caso. Es un fenómeno algo más modesto, al menos en lo que a público y repercusión se refiere, pero que año a año se repite con curiosa terquedad para orgullo de los cabezonenses. Y es que un pueblo de 8.326 habitantes según el censo de 2017, volverá a tener un año más -y ya van cinco- un equipo en la Superliga; en la máxima categoría del voleibol español. Deporte de élite. Minoritario, sí, pero de élite, en el Matilde de la Torre. Y todo un pueblo volcado con su equipo, el Textil Santanderina, para una nueva aventura en la que el reto es el de siempre: la permanencia. Una permanencia cómoda, a ser posible, como los de Cabezón han demostrado que lo es. Y este año, con más razones, tras haberse reforzado muy bien durante el verano.

La primera cita es este sábado por la tarde, a partir de las 18.00 horas, y frente a un recién ascendido como el Manacor. Como equipo modesto que son, los cántabros no caen en la autoconfianza ni en la condescendencia, pero al mismo tiempo son conscientes de que la visita de los baleares es una óptima oportunidad de arrancar bien la Liga, sumando los primeros puntos que inyecten tranquilidad al equipo.

Los cabezonenses se han reforzado este año y afrontan la competición convencidos de que tienen mejor plantilla, de que su nivel deportivo ha mejorado y de que volverán a llenar el Matilde de la Torre en un curso que, como es habitual, se basará en los resultados en casa; en retener el máximo de puntos en su cancha para competir con solvencia en la Superliga.

José Ignacio Marcos, un año más entrenador del Textil, contará un año más con baluartes como su capitán, Fran Calzón, el líbero Chimo Bárcena y Ángel Rodríguez, que el pasado año dio el paso adelante necesario para ser referente y que tratará de seguir esa línea. Junto a ellos continúan los brasileños Soares y Frank de Amorim, recuperado de su lesión aunque tiene que ir a más, además de los nacionales Sergio Ramírez y José Osado, que afrontarán su segunda temporada en el equipo.

Esta campaña es también la del regreso al Textil Santanderina de Dani Ruiz, otro jugador de Cabezón de la Sal que ya ha debutado con la selección española y vuelve tras una buena experiencia en el Fonte Bastardo portugués, con el que también disputó competición europea. El otro regreso es el de Ramón Pujol, que por tercera vez defenderá los colores textiles y pondrá su experiencia al servicio del equipo un año más.

Junto a ellos estarán otros fichajes llamativos e ilusionantes como el brasileño Danilo Gomes y el colombiano Carlos Mosquera, ambos con experiencia internacional y ya adaptados al equipo, al igual que Dani Herrera, colocador castellonense que llega a Cabezón procedente de L'Illa Grau.

La plantilla la completan con los canteranos Chema Palencia, Miguel Ángel Egusquiza y Aurelio Rodríguez, éste último que llega tras una importante experiencia el pasado curso en la concentración permanente de voley playa de la Federación Española en Lorca.

 

Fotos

Vídeos