La vuelta al diálogo frena los paros previstos en Chassis Brakes

Una de las concentraciones que se llevaron a cabo junto a la factoría. :: nacho cavia/Nacho Cavia
Una de las concentraciones que se llevaron a cabo junto a la factoría. :: nacho cavia / Nacho Cavia

La empresa, que ha nombrado director de la planta de San Felices al cántabro Fernando Jorge, acepta que el despido de una trabajadora sea improcedente

María Ángeles Samperio Martín
MARÍA ÁNGELES SAMPERIO MARTÍNSantander

Empresa y comité de Chassis Brakes llegaron en la tarde-noche del martes a un principio de acuerdo para recuperar el diálogo social y los representantes de la plantilla decidieron desconvocar el primer día de paro que estaba convocado para este mismo miércoles. Durante el día de ayer siguieron las conversaciones para intentar fijar una serie de puntos que permitan la vuelta definitiva al diálogo social. Un primer paso ha sido un pacto sobre el despido de una trabajadora, delegada de prevención, que se considera improcedente. Ésta era una de las condiciones para frenar las protestas.

De otro lado, los desacuerdos entre empresa y plantilla coincidieron con un cambio en la dirección. Antonio Francisco Da Silva Monteiro, director de la planta de San Felices durante 20 años, fue nombrado coordinador de calidad para clientes internos, y se dejó vacante el cargo. Ya se ha cubierto y la persona elegida es el cántabro Fernando Jorge, un directivo de amplia experiencia y que ha sido vicepresidente de Operaciones para Asia y Pacífico.

Las claves

Más de 40 años de historia.
Nacida en 1976 como Bendibérica fue adquirida por Bendix que la vendió en 1995 a Allied Signal Automotive. Bosch la compró en 1996 y la vendió en 2010 a KPS Capital Parnerts que en 2012 la integró en Chassis Brakes
Referencia en frenos.
La filial española de Chassis Brakes se dedica al suministro de sistemas de frenado innovadores. Exporta el 100% de su producción
Una plantilla de 224 personas.
La planta de San Felices tiene en la actualidad 224 trabajadores que apuestan por el diálogo

Protestas

Hay que recordar quelos trabajadores de Chassis Brakes aprobaron un calendario de movilizaciones para recuperar el diálogo social en la factoría de San Felices de Buelna, y la restitución a su puesto de trabajo de la empleada despedida. De los 224 trabajadores de la planta, ejercieron su derecho a voto 202, de los que 155 (un 76,7%) se decantaron por aprobar un calendario de concentraciones y paros. El 22,8%, 46 trabajadores, votaron en contra y solo se registró un voto en blanco.

Esta votación se produjo el 1 de febrero tras dos viernes de concentraciones en la entrada a la factoría durante el mes de enero, el comité convocó una asamblea de trabajadores y las votaciones.

El presidente del comité, Roberto Ruiz, hizo oficial al inicio de las movilizaciones la postura del resto de miembros (seis de CC OO, cinco de UGT y dos USO) y comentó que «tras dos años de claro deterioro en las relaciones laborales consideramos que ha llegado el momento de decir basta» tras «un cambio de actitud en la dirección», dijo, que ha desembocado en «falta de respeto e incumplimiento de los acuerdos alcanzados», además de la «anulación del diálogo social». Tildó de «injusto» el despido de la delegada de prevención, una trabajadora a la que se hace responsable de los malos resultados de una auditoría que «lo que revela es la mala gestión de la dirección de la empresa en ese servicio por no facilitar los recursos humanos necesarios» Un hecho que, dijo, queda demostrado por la contratación ya anunciada de dos personas para cubrir el puesto de la despedida.

Por su parte, el secretario del comité, Roberto Ríos, apuntó que hasta hace dos años se venían manteniendo reuniones con carácter mensual, además de otros encuentros de contenido específico, como el de la productividad, pero desde hace más de tres meses no se celebra siquiera una sesión plenaria ordinaria. Achacó al relevo en la dirección del departamento de Recursos Humanos, hace ahora dos años, de los cambios que se han producido.

La filial española de Chassis Brakes International trabaja en el suministro de sistemas de frenado innovadores para la industria de automoción y es uno de los tres mayores fabricantes de frenos para la industria del automóvil a nivel mundial. Su capacidad anual instalada es de 15 millones de piezas mecanizadas y de 20 millones de piezas cincadas a lo que contribuye un alto grado de robotización de todos los procesos, con 6.000 colaboradores en plantas ubicadas en Europa, China, India, Brasil, Australia y Tailandia.

La empresa de San Felices de Buelna Chassis Brakes International, la filial española del grupo, puso en marcha en 2017 un proyecto de I+D por importe de 6,7 millones de euros que garantiza el futuro de la planta y permitirá ampliar los puestos de trabajo directos, indirectos e inducidos en casi cien personas más en el horizonte de 2022