El adiós dorado de Baqueira

El final de temporada ha sido excelente en el Pirineo Catalán/Baqueira Beret
El final de temporada ha sido excelente en el Pirineo Catalán / Baqueira Beret

El centro catalán despide una excelente temporada, en la que se ha mantenido por encima de los 100 km prácticamente desde el primer mes

JUANJO GONZALOMADRID

El final de abril significa la conclusión de la temporada en muchos de los centros invernales de nuestro país. Repletos de nieve, y tras haber vivido una campaña en muchos casos exitosa y en otros algo menos, han presentado una de las mejores caras ofrecidas en los últimos años. Así ha sido la despedida tras una Semana Santa muy intensa que en algunas zonas han decidido alargar su adiós.

No será así en Baqueira Beret, donde el curso ha sido, quizá, el más prolífico de España. Se han vivido largas jornadas de nieve, muchas competiciones y, sobre todo, se ha compartido la ilusión de uno de los centros con mejores condiciones desde su apertura.

La Semana Santa se vivió con más de 110 kilómetros
La Semana Santa se vivió con más de 110 kilómetros / Baqueira Beret

Con ellas se ha llegado, incluso, a este mes de abril, en el que las precipitaciones en forma de oro blanco también han tenido una especial importancia. Justo antes de Semana Santa, en la que se han mantenido hasta 112 kilómetros en sus imponentes trazados, se sumaron 15 cm.

Su apertura fue el día 1 de diciembre, con 27 kilómetros de pistas

Fue, sin lugar a dudas, el último empujón de la primavera. Se ponía fin de la mejor forma posible a una temporada iniciada un lejano 1 de diciembre. Entonces lo hacía con un total de 23 pistas y una superficie que superaba los 27 km, algo que desde entonces no ha hecho más que crecer para ofrecer a los amantes de los deportes de invierno las mejores condiciones de la península. Probablemente solo al alcance de Sierra Nevada, otro de los grandes dominios españoles y que aún continúa en marcha.

En total, cinco meses de esquí y snowboard sin descanso y en los que la tónica general ha sido mantenerse mucho más allá de la centena de kilómetros. Algo que pocos pueden decir, pero una temporada más, Baqueira sigue disfrutando.