El pesquero laredano 'Nuevo Chisu' abre la costera del bonito a 300 euros el kilo

Momento en el que se paró la subasta por el precio a pagar por las primeras piezas de la costera de bonito en la Rula de Avilés./Marieta
Momento en el que se paró la subasta por el precio a pagar por las primeras piezas de la costera de bonito en la Rula de Avilés. / Marieta

Vendió el pasado lunes el llamado 'campanu del mar' en la lonja de Avilés junto a otros dos barcos que lo acompañaron en la primera marea de la campaña

J. C. ROJO | F. DEL BUSTO Santander

Con 19 metros de eslora, el 'Nuevo Chisu' es uno de los pesqueros cántabros acostumbrados a aventurarse Atlántico adentro en busca de los primeros bonitos del año. «Esta vez hemos tenido suerte. El pescado llegó con buena calidad y se nota que tuvimos buena mar, sin tormentas», confiesa Juan José Baranda, patrón del barco laredano que salió a la mar el 26 de mayo y regresó al puerto de Avilés el lunes para vender el primer bonito de la costera, el llamado 'campanu del mar'. Y su venta ha servido para batir el récord histórico en la subasta inaugural: hasta 300,20 euros el kilo se ha pagado en la rula de Avilés.

Es mucho más de los 134 euros que se alcanzó el pasado año o de los 200 euros por esos primeros bonitos que se pagaron en 2016. La cotización del lunes es algo que festejaron entre aplausos los patrones de los tres barcos que regresaron de esta primera marea de bonito, porque al barco laredano 'Nuevo Chisu' le acompañaron los avilesinos 'Esmeralda III' y 'Berriz Amatxo'. No obstante, este precio tiene parte de ficción, fruto más de la publicidad que de la situación real del mercado. Porque el resto de la mercancía descargada el lunes en la lonja de Avilés -hasta 7.100 kilos-, se subastó mucho más barata, a una media de entre 16 y 17 euros el kilo.

Los datos

300,20
euros el kilo alcanzó la primera tina de 122 kilos, el récord histórico. El precio medio fue de 17,50 euros.
7.100
kilos se descargaron en la primera marea entre tres barcos: 'Esmeralda III', 'Berriz Amatxo' y 'Nuevo Chisu'.

Y es que el precio de las diferentes operaciones fue muy diferente. Después de que la cadena de supermercados Alimerka adquiriese la primera tina de bonitos (122 kilos, en números redondos), integrada por los ejemplares de mayor tamaño al precio señalado de 300,20 euros, el coste del resto de la mercancía se redujo de manera sustancial. «Calculamos el precio para poder recuperar la tradición que teníamos de vender el primer bonito», informó Armando Prendes, de Alimerka.

«El bonito llega con buena calidad, se nota que tuvimos buena mar y no hubo tormentas» Juan José Baranda | Patrón del 'Nuevo Chisu'

El segundo lote se lo llevó Carrefour, por 17,45 euros el kilo, y la tercera operación se cerró con el marcador a 15,95 euros el kilo. En total, según los datos de Nueva Rula de Avilés, en el primer día de costera se subastaron 6.800 kilos con un precio medio de 17,50 euros. Los tres barcos acordaron subastar conjuntamente sus capturas para favorecer la puja de los compradores.

Un referente

Esta avanzadilla, en la que tradicionalmente forma el 'Nuevo Chisu', sirve de referente al resto de la flota pues una vez localizado el pescado, se puede empezar a pensar en la temporada de bonito. Aunque habrá que esperar a primeros de julio para comprobar si la especie entra en el Cantábrico. Los pescadores tienen esperanzas de que este año puede ser bueno, pues hay suficiente jurel y bocarte en el agua para que el bonito entre al Golfo a alimentarse, y si la temperatura del agua no afecta a la migración, es probable que la de este año sea una buena costera. El pez sube por el Atlántico, llega a Finisterre y de ahí se bifurca en dos itinerarios: uno que asciende directo hacia Irlanda y otro avanza por el Cantábrico hacia las costas francesas para virar más tarde hacia el norte.

«Con estos precios vale la pena seguir haciendo el esfuerzo para pescar 'el campanu' de la mar» Fidel Álvarez Garot | Patrón del 'Esmeralda III'

«Aún es pronto para avanzar nada, pero esperamos que entre cerca de casa, como quien dice», señala el presidente de las cofradías de pescadores de Cantabria, Miguel Fernández. «Hay que esperar pues los barcos más pequeños no pueden salir a mitad del océano a pescar. Ojalá la migración de este año pase frente a la costa cántabra».

Un buen balance

La experiencia en mitad del Atlántico, por ahora, ha sido buena. «Salimos el pasado 26 del puerto de Avilés y estuvimos cinco días deambulando hacia el oeste, cerca de las Azores. Buscamos durante un tiempo y nada. Al final lo encontramos a unas 130 millas al noroeste de Azores», explica Baranda. «Con estos precios vale la pena salir a por el primer bonito», comentó Fidel Álvarez, armador de 'Esmeralda III'.

«Calculamos el precio para poder recuperar la tradición que teníamos de vender el primer bonito» Armando Prendes | Responsable de Alimerka

Para esta campaña el cupo de bonito ha crecido hasta un 20%. «No nos compensa el 20% que nos quitaron en la costera de verdel, porque no es lo mismo pescar una cosa que la otra, pero al menos podemos decir que este año vamos a poder alargar algo más la costera», señala el patrón de 'Nuevo Chisu'.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos