El Ayuntamiento ampliará la plaza de Italia y reformará los jardines de San Roque

Recreación del proyecto presentado por Íñigo de la Serna cuando era alcalde/DM
Recreación del proyecto presentado por Íñigo de la Serna cuando era alcalde / DM

El proyecto fue presentado en 2015 por el entonces candidato y después alcalde, Íñigo de la Serna, pero no se había vuelto a hablar de ello

Juan Carlos Flores-Gispert
JUAN CARLOS FLORES-GISPERTSantander

Las reformas municipales en los barrios no se quedarán en el centro de la ciudad. El Ayuntamiento planea ampliar la plaza de Italia, peatonalizar más espacio alrededor del Casino y el hotel Sardinero y reformar los jardines de San Roque que se han quedado obsoletos. El plan de reforma de la plaza de Italia y sus alrededores, convirtiéndolo en un espacio más confortable y moderno, y consiguiendo más suelo para el peatón, es una idea que planteó el Partido Popular en las elecciones de mayo de 2015. Una reforma que transformaría la plaza dándole otro aspecto.

El proyecto fue presentado por el entonces candidato y después alcalde De la Serna, pero no se volvió a hablar de él. El actual equipo de Gobierno que dirige Gema Igual pretende relanzarlo, incorporando los jardines de San Roque que, a lo largo de los años, ha sufrido numerosas transformaciones pero que no son accesibles, pues siguen configurados como un ‘salón’ a la antigua, con numerosas escaleras para subir de un plazo horizontal a otro dentro de un espacio que se desarrolla en una zona de cuestas. Los jardines eran más amplios de como los conocemos ahora, pero perdieron extensión por los extremos, para dar cabida al aparcamiento de numerosos coches.

La reforma de los jardines pretende convertirles en zona más accesible al ciudadano para que retomen la popularidad que tuvieron en otras décadas, cuando en ellos se celebraban las actuaciones musicales de verano en el Auditorium que atraían a miles de personas durante el mes de agosto.

La reforma de la plaza de Italia pasaría por la incorporación al espacio peatonal de parte de la calzada y la zona de aparcamiento de taxis delante del Casino así como la pequeña glorieta delante del hotel Sardinero, donde el Ayuntamiento ha instalado el monumento a Augusto González de Linares, como ‘primera piedra’ de las obras de mejora de la zona.